10 Cosas de las cuales se puede prescindir en la cocina

Numerosos utensilios y electrodomésticos de cocina han sido elaborados ​​para facilitar el proceso de cocinar, ayudar a diversificar la dieta con nuevos platillos y darles un aspecto apetitoso. Pero a menudo sucede que una adquisición aparentemente exitosa se usa un par de veces como mucho y luego permanece llena de polvo dentro de una alacena durante muchos años.

Ideas en 5 minutos te trae una recopilación de 10 artículos de los que podrías prescindir fácilmente en la cocina o encontrar un reemplazo equivalente de lo que ya tienes. Al mismo tiempo, los productos alternativos pueden ocupar menos espacio o ser más asequibles.

1. Separador de clara y yema

Existen muchos platillos cuya preparación requiere separar las yemas de las claras. Pero no se necesita comprar un artículo especial para hacerlo. El método más sencillo para llevarlo a cabo consiste en romper el huevo en tu mano sosteniéndolo sobre un tazón. La yema permanecerá en la palma, y la clara se escurrirá entre tus dedos.

También puedes utilizar un colador. Rompe cuidadosamente el huevo justo encima de él. La yema permanecerá en el colador y la clara se escurrirá. Esto es exactamente lo mismo que hace un separador.

2. Parrilla eléctrica para preparar verduras, hamburguesas y panini

Una parrilla eléctrica ocupa mucho espacio en la encimera y gasta mucha electricidad. Si no la necesitas todo el tiempo, entonces puedes usar una sartén para parrilla o una normal para cocinar y asar.

Para este fin también puedes utilizar un par de sartenes de hierro fundido. En una puedes colocar el producto que necesitas (verduras, tostadas o carne de hamburguesa) y poner la otra encima para presionar. La ventaja de los artículos de cocina de hierro fundido no solo consiste en la posibilidad de cocinar en la estufa, sino también en el horno.

3. Cortador de verduras

Los fabricantes de estos cortadores prometen que, gracias a los numerosos accesorios desmontables, podrás cortar rápidamente frutas y verduras. En la práctica, resulta difícil lavar y limpiar estos dispositivos después de usarlos. Por esta razón, la mayor parte del tiempo permanecen guardados en un rincón alejado de la cocina. Una minipicadora eléctrica puede ser una buena alternativa, ya que triturará cualquier producto en tan solo unos segundos.

Además, puedes adquirir una batidora de inmersión con un tazón para picar. Si enciendes este dispositivo durante un par de segundos, no convertirá las verduras y las frutas en papilla, sino que solo las picará cuidadosamente.

4. Cafetera para expresos

La mayoría de las cafeteras son bastante grandes, caras y requieren gastos considerables relacionados con su mantenimiento. Como resultado, el precio de una porción de café es casi similar al de una bebida de una buena cafetería.

Si estás acostumbrado a ahorrar dinero y espacio en la cocina, posiblemente una prensa francesa o una minicafetera italiana te sirvan para preparar expresos.

5. Cuchillos especiales para cortar manzanas, aguacates y otros productos

Actualmente existen varios cuchillos para cortar una amplia variedad de productos. Los fabricantes de utensilios populares dicen que con su ayuda, puedes cortar fácilmente en unos segundos una manzana, un aguacate, un plátano, un mango e incluso unas uvas. Pero la verdad es que la mayoría de estos cuchillos están elaborados para frutas de tamaño estándar.

De hecho, un cuchillo normal puede realizar fácilmente estas tareas (aunque en algunos casos resulta útil conocer técnicas capaces de acelerar el proceso de cortar un producto en particular). Además, al renunciar al uso de múltiples dispositivos, no tendrás que asignar un compartimento especial para guardar aquellos que usas rara vez.

Un rebanador de huevos puede servirte como un complemento para el cuchillo. Con su ayuda, puedes rebanar fácilmente papas o betabeles cocidos, aguacates, kiwis, fresas, champiñones, plátanos, aceitunas, uvas, varios tipos de quesos, salchichas y embutidos blandos.

6. Vaporera

Un horno de microondas puede realizar maravillosamente el trabajo de una vaporera en caso de preparar los productos bajo una tapa. Además, de esta forma, las verduras se cocinan más rápido y conservan mejor su color.

Puedes hacer una vaporera con objetos improvisados. Vierte agua en una cacerola hasta la mitad y coloca un colador o un recipiente de vidrio resistente al calor encima de ella. Luego pon los productos que deben calentarse o cocerse al vapor adentro y tápalos. En lugar de un colador, también puedes utilizar un utensilio de metal plegable especial.

7. Soporte para un juego de cuchillos

Este tipo de soporte se ve impresionante, pero es poco probable que uses todos los cuchillos del juego. Como muestra la práctica, basta con tener un cuchillo grande, uno pequeño para cortar verduras y frutas y uno para el pan. Por lo tanto, no es necesario asignar un espacio adicional para su almacenamiento, ya que pueden caber fácilmente en un cajón de cubiertos.

8. Exprimidor de jugo

Normalmente, los exprimidores de jugo son de tamaño grande y, después de usarlos, se necesita mucho tiempo para lavar bien todas sus partes. Por lo tanto, es mucho más cómodo usar una batidora de inmersión, la cual en segundos puede licuar cualquier fruta o verdura hasta formar un puré o un néctar más delicado y directamente en un vaso. A continuación, solo debes colar la bebida para obtener un jugo. Esta batidora es fácil y rápida de limpiar, y ocupa un poco más de espacio que una taza normal.

9. Tostadora

En la cocina de muchas personas puede encontrarse una tostadora. Pero si prefieres el minimalismo o no quieres comprar un electrodoméstico adicional solo para tostar el pan, entonces una sartén para parrilla podría ser una buena alternativa. Un horno puede ayudarte en los casos en que necesites tostar rápidamente una docena de rebanadas de pan a la vez.

10. Máquina panificadora

La tecnología de preparación de productos panificados se simplificó bastante después de la aparición de las máquinas panificadoras. Gracias a esto, ahora cualquiera puede hornear pan sin poseer conocimientos especiales, moldes y experiencia. Solo necesitas verter los ingredientes dentro de este dispositivo, configurar el modo y seguir haciendo tranquilamente tus cosas, ya que la máquina prepara la masa y luego hornea un pan sabroso y esponjoso por sí sola.

Si no tienes planeado hornear pan todos los días, puedes usar como alternativa una sartén profunda de hierro fundido con tapa. En este caso, tendrás que amasar bien la masa, pero este utensilio es perfecto para hornear y también puede servirte para preparar muchos otros platillos.

Compartir este artículo