Ideas En 5 Minutos
NuevoPopular
Aprende
Crea
Mejora
Ideas En 5 Minutos

Cómo saber si los champiñones se echaron a perder

Los champiñones son los hongos cultivados más populares del mundo. Pueden encontrarse en las tiendas durante todo el año. Sin embargo, no todos están lo suficientemente frescos, ya que la mayoría comienza a pudrirse en los mercados después de algunos días.

Ideas en 5 minutos te contará cómo elegir los champiñones y cómo saber si los que compraste ya comenzaron a echarse a perder.

Señales de unos champiñones echados a perder

  • Color oscuro y disparejo del hongo.
    Los champiñones frescos tienen un color lechoso homogéneo. Es mejor no comprar los que tienen un tono marrón, abolladuras o manchas, ya que esos han comenzado a pudrirse.
    Si compraste hongos con manchas o zonas oscuras aparecieron en el sombrero después de haberlos adquirido, intenta prepararlos lo más pronto posible. Es mejor cortar los lugares manchados antes de cocinarlos.

  • Mucosidad en la superficie del champiñón.
    La superficie de los hongos buenos siempre está seca y aterciopelada al tacto. La humedad y la mucosidad en estos indican que están echados a perder. Tíralos de inmediato, ya que no son aptos para el consumo.

  • Blandura y hongo aguado.
    Presiona ligeramente el sombrero: debe quedar plano y firme. Si este se dobla al hacer presión con los dedos, significa que el hongo comenzó a pudrirse.

  • Arrugas en la superficie del sombrero.
    Un sombrero irregular y arrugado es uno de los primeros signos de putrefacción. No compres tales champiñones. En caso de haberlos adquirido, no pospongas su preparación.

  • La parte donde el sombrero y el pie del hongo se unen está dañada.
    El sombrero y el pie de un champiñón fresco están unidos sólidamente el uno al otro. Lo hacen a través de una parte blanca, la cual comienza a romperse cuando el producto empieza a echarse a perder. Si quieres comprar los hongos más frescos, presta atención a esto.

Cómo guardar los champiñones correctamente

  • Los champiñones frescos pueden guardarse en el refrigerador aproximadamente una semana. Esta regla aplica solo para los hongos que están enteros. Si ya están picados, es mejor prepararlos lo más pronto posible.

  • Guarda los champiñones en una bolsa de papel en la repisa inferior junto con otras verduras. Presta atención a que la condensación no se acumule en recipientes con hongos. Si los guardas en un envase de plástico, debes ventilarlos periódicamente.

  • Si necesitas guardar champiñones durante mucho tiempo, usa el congelador. Para hacerlo, enjuaga y seca los hongos, ponlos en un táper o una bolsa y mételos al congelador. De esta manera podrás guardarlos enteros y picados hasta por 12 meses.

Imagen de portada Ideas en 5 minutos
Compartir este artículo