Ideas En 5 Minutos
Ideas En 5 Minutos

Cómo eran antes las frutas y verduras

Las verduras y frutas están presentes en la dieta de muchos de nosotros. Hoy en día se pueden comprar en cualquier tienda. Pero no todos saben que los productos a los que estamos acostumbrados son muy diferentes a lo que eran sus predecesores salvajes.

En Ideas en 5 minutos hemos comparado cómo se veían las frutas y verduras antes y cómo se ven ahora.

Plátano

Los plátanos son una de las frutas exóticas más populares que se comen en todo el mundo. Comenzaron a domesticarse hace unos 7000 años. El fruto moderno es el resultado del cruce de especies silvestres.

Los plátanos a los que estamos acostumbrados son significativamente diferentes de los silvestres. Los silvestres están llenos de semillas bastante grandes y tienen poca pulpa comestible. Las frutas modernas son estériles y contienen solo pequeñas semillas residuales. Por lo tanto, estos plátanos se reproducen por esquejes.

Durazno

Los duraznos grandes y dulces que tanto amamos a todos también son producto de la domesticación. El durazno silvestre tenía un sabor terroso y ligeramente salado que recordaba a las lentejas.

Comenzaron a domesticarse en China, en el valle del río Yangtsé hace unos 4000 años. Para ello, los agricultores seleccionaban las semillas de las frutas más deliciosas para la siembra. Los duraznos tardaron unos 3000 años en parecerse a las frutas a las que estamos acostumbrados hoy. Los duraznos modernos son 16 veces más grandes, un 27 % más jugosos y un 4 % más dulces que sus predecesores silvestres.

Sandía

La dulce y jugosa sandía no era la misma hace 5000 años. La sandía silvestre era una fruta amarga con pulpa firme de color verde pálido. Las primeras sandías se cultivaron en África, y luego, desde allí fueron llevados a los países mediterráneos y otras partes de Europa.

Se han encontrado semillas e imágenes de sandías en tumbas egipcias construidas hace más de 4000 años, incluida la tumba de Tutankamón. Las sandías son una excelente fuente de agua, por lo que se cultivaban en países áridos. Los frutos se molían en una pulpa para obtener agua.

La principal desventaja de la sandía silvestre era el sabor amargo, del que los criadores lograron deshacerse. Pero la sandía ha cambiado no solo el sabor, sino también el color. El hecho es que el gen del color rojo está asociado con el gen que determina el contenido de azúcar. Por lo tanto, la sandía se volvía más dulce y roja al mismo tiempo.

Un cuadro de Giovanni Stanchi del siglo XVII nos muestra cómo era una sandía en aquella época. Ya no era verde, pero tampoco era rojo brillante.

Maíz

El maíz al que estamos acostumbrados es completamente diferente de su predecesor silvestre. Su historia comienza con la aparición de la agricultura humana, hace unos 10000 años en el territorio que hoy es parte de México.

El maíz dulce norteamericano se deriva de la planta de teosinte. Los antiguos agricultores notaron que no todas las plantas eran iguales. Algunas se hacían más grandes, sus granos eran más sabrosos o más fáciles de moler. Por eso se guardaban para luego sembrarlos. Este proceso se llama selección artificial. Con el tiempo, las mazorcas de maíz se hicieron más grandes, con más hileras de granos.

El maíz moderno es 10 veces más grande y 3,5 veces más dulce que su predecesor silvestre. También es más fácil de pelar y cultivar.

Zanahoria

Las zanahorias son uno de los tubérculos más populares, que muchos tienen en sus casa incluso en este momento. Sin embargo, la zanahoria de color naranja a la que estamos acostumbrados tiene poco en común con su predecesora salvaje.

La zanahoria silvestre ha existido en gran parte de Europa y partes de Asia desde el Neolítico. Así lo demuestran los restos de semillas encontrados en excavaciones arqueológicas.

La zanahoria silvestre tenía una raíz de color marfil. Se cree que fue domesticada en Asia en el siglo X. Entonces las raíces de las zanahorias eran amarillas o moradas. El cultivo de zanahorias de color naranja que nos es familiar apareció recién en el siglo XVII en Holanda.

Berenjena

Las berenjenas modernas no se parecen en nada a sus parientes silvestres. La primera mención de la berenjena fue datada en el siglo III d.C. Además, otra posible referencia podría ser del año 300 a.C.

Se cree que las berenjenas fueron domesticadas en el Viejo Mundo, muy probablemente en India, China, Tailandia, Birmania o en cualquier otro lugar del sudeste asiático. Se supone que originalmente se usaban con fines medicinales. Los registros antiguos dicen que los botánicos chinos intentaban combatir el sabor amargo de estos vegetales.

Las primeras berenjenas domesticadas tenían pequeños frutos verdes redondos. Tenían espinas para defenderse de los herbívoros. Las berenjenas han pasado de frutos redondos y pequeños de color verde a frutos grandes y alargados de color morado.

Ideas En 5 Minutos/Cultura/Cómo eran antes las frutas y verduras
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos