Ideas En 5 Minutos
Ideas En 5 Minutos
7 Tipos de cuchillos para queso

7 Tipos de cuchillos para queso

Existen varios cuchillos diseñados para cortar diferentes tipos de queso. Por ejemplo, los sibaritas que siguen una estricta etiqueta en la mesa no utilizarán el mismo cuchillo para cortar quesos blandos y duros.

Para aprender a combinar estas herramientas culinarias, en Ideas en 5 minutos elaboramos esta guía sobre 7 tipos comunes de cuchillos para queso.

1. Cuchillo para queso blando

La principal característica de los cuchillos para queso blando es una hoja fina con un mango desplazado o una más ancha con agujeros. La hoja fina evita que el queso se le pegue al cortar, mientras que el diseño del mango permite cortar sin golpear los nudillos contra la tabla. Los cuchillos para queso blando están diseñados específicamente para cortar quesos como Lissome, Brie, Camembert y Mozzarella. Con estos cuchillos se puede cortar, por ejemplo, triángulos de queso.

2. Cuchillo para queso duro

Los cuchillos para queso duro son de los más grandes que se pueden encontrar. Tienen uno o dos mangos (uno a cada lado para mejorar el equilibrio) y una hoja recta, ideal para cortar pequeños trozos de queso curado. Sirven para cortar cuñas y ruedas de queso presionando estos cuchillos hacia abajo, cortando el queso en rectángulos, dados o círculos. Con estos cuchillos se puede cortar sin esfuerzo Comte, Provolone, Jarlsberg , Asiago y Fontina, entre otros quesos duros.

3. Minicuchilla

La minicuchilla, también conocida como cuchillo para queso Cheddar, tiene una hoja rectangular ancha con un borde afilado y un mango ergonómico, que está diseñado para evitar que la mano golpee la tabla de cortar mientras se corta el queso en rectángulos o dados. Está diseñada específicamente para cortar quesos semiduros y duros, como Cheddar, Fontina, Colby y Gruyere. Para cortar el queso, hay que empujar la cuchilla hacia abajo manteniendo el equilibrio y una fuerza razonable.

4. Cuchillo de queso con doble punta

Un cuchillo de doble punta es una herramienta útil para cortar en rectángulos o triángulos quesos que van desde los blandos hasta los semiduros. Además, su parte superior curvada hacia arriba, con punta de tenedor, permite pinchar un trozo de queso para servirlo. Su hoja afilada es lo suficientemente estrecha para evitar que los quesos se peguen a ella. El cuchillo de doble punta es ideal para cortar quesos como Brie, Morbier, Muenster y Parmesano.

5. Cortador de queso de alambre

El cortador de queso de alambre es una herramienta con forma de arco, ideal para cortar en rectángulos quesos blandos y semiblandos, como Ricota, Mozzarella y Robiola. Cuenta con una estructura de metal, un alambre y un mango. Además, deja un corte limpio atravesando el queso hacia abajo. Por último, gracias a su diseño, el alambre puede acoplarse a algunas tablas de cortar queso especializadas.

6. Rebanador de queso

El rebanador de queso es una espátula con una hendidura afilada, ideal para cortar en finos rectángulos quesos semiblandos a semiduros, como Fontina y Muenster. El utensilio se puede usar sujetando el mango y pasando la espátula orientada hacia arriba por la superficie del queso. Aunque algunos ralladores tienen hendiduras, cortar queso con este rebanador es mucho más fácil.

7. Cuchillo para Parmesano

Un cuchillo para Parmesano tiene una hoja triangular con un borde afilado y una punta puntiaguda capaz de desmenuzar el queso en pequeños trozos. Además, puede tener una hoja parecida a un diente de tiburón. Su diseño permite a los turófilos, amantes del queso, cortar trozos de quesos duros, como el Parmesano, Castelmagno, Pecorino o Grana Padano.

Ideas En 5 Minutos/Recetas/7 Tipos de cuchillos para queso
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos