Cómo cuidar la piel: lista de verificación

Cómo cuidar la piel: lista de verificación

Aplicar los productos para el cuidado de la piel en el orden correcto es un elemento básico necesario en cada rutina. Además, saber qué activos y sueros puedes mezclar puede ayudarte a lograr una piel sana y radiante.

En Ideas en 5 minutos hemos preparado una guía en la que te lo contamos todo.

Rutina de cuidado de la piel por la mañana

Rutina de cuidado de la piel por la noche

Combina sueros y activos correctamente

Bono: cómo elegir sueros y activos

AHA (alfa-hidroxiácidos): ácidos solubles en agua elaborados a partir de frutas azucaradas. Ayudan a pelar y renovar la piel de tu rostro. Por lo general, estos ácidos se utilizan para las manchas de la edad, las cicatrices, los poros dilatados, las líneas finas y las arrugas superficiales y el tono de piel desigual.

  • Ácido glicólico: reduce la aparición de manchas, cicatrices y arrugas. Hace que la piel esté más radiante y ayuda a reducir los poros.
  • Ácido láctico: exfolia suavemente y suaviza las líneas finas y las arrugas, lo que lo hace adecuado para pieles sensibles.
  • Ácido cítrico: previene el envejecimiento prematuro, exfolia e ilumina las manchas marrones.
  • Ácido mandélico: ilumina y aclara la piel.

Beta-hidroxiácido (BHA): penetra profundamente en los poros y elimina el exceso de sebo.

  • Ácido salicílico: ayuda a mejorar la piel propensa al acné.

Otros ácidos incluyen:

  • Ácido ascórbico (vitamina C): ilumina la piel y estimula la producción de colágeno.
  • Ácido azelaico: ayuda a combatir el acné, reduce la inflamación y desvanece las marcas posteriores al acné.
  • Ácido ferúlico: ayuda a combatir los radicales libres y reduce los signos del envejecimiento.
  • Ácido hialurónico: suaviza la piel y mejora la apariencia de las líneas finas.
  • Ácido oleico: tiene propiedades hidratantes, antioxidantes y antiinflamatorias que pueden ayudar con la psoriasis, el eccema e incluso la dermatitis seborreica.

Activos más populares para tu piel:

  • Arbutina: hace que las manchas oscuras sean más claras y el tono de la piel más uniforme, y reduce la apariencia de cicatrices.
  • Peróxido de benzoilo: penetra en la piel y mata las bacterias, reduce el acné y las protuberancias rojas.
  • Ceramidas: crea una capa protectora en la piel que ayudará a retener la humedad y la protegerá de la contaminación. Ayudan a que la piel sea más tersa y suave y mejoran la visibilidad de las líneas y arrugas.
  • Niacinamida (vitamina B3): ayuda a tratar el acné, el eccema y puede suavizar la textura de la piel.
  • Péptidos: ayudan a mejorar la barrera de la piel, reducen la inflamación y las arrugas y hacen que la piel sea más elástica.
  • Retinol (vitamina A): promueve la renovación de la piel, estimula la producción de colágeno, reduce la apariencia de líneas finas e incluso puede revertir algunos efectos del daño solar.
Compartir este artículo