Cómo utilizar el enjuague bucal

El enjuague bucal es un recurso para una higiene adicional. Es útil para darle frescura al aliento, restaurar el equilibrio ácido-base después de las comidas y para prevenir el desarrollo de caries.

Ideas en 5 minutos preparó un instructivo sobre cómo usar el enjuague bucal correctamente. Además, te dirá qué sutilezas deben tomarse en cuenta a la hora de elegir este producto.

Composición del enjuague bucal

Es importante recordar que el enjuague bucal no reemplaza la limpieza de los dientes ni el uso de hilo dental. Estos procedimientos tienen que realizarse como siempre. Sin embargo, este producto puede ayudarte a aumentar la calidad de la higiene si en su composición se encuentran los siguientes componentes:

  • Fluoruro (Sodium fluoride). Reduce la formación de placa dental y previene la aparición de caries. Si tu pasta de dientes también lo contiene, entonces ten cuidado al usar productos adicionales con este ingrediente. Posiblemente valga la pena utilizar solo un artículo con fluoruro y otro sin él.

  • Componentes antibacterianos (por ejemplo, etanol o clorhexidina). Eliminan los microbios que causan el mal aliento, dolor de dientes y encías.

  • Componentes blanqueadores (por ejemplo, agua oxigenada). Ayudan a deshacerse de las manchas en los dientes y a reducir la cantidad de placa dental.

  • Neutralizadores de olores. Tales como el mentol y el eucalipto, los cuales refrescan el aliento.

Paso 1. Limpia tus dientes

Empieza con la higiene dental obligatoria: elimina los restos de comida con hilo dental y cepilla tus dientes. Si tu pasta contiene fluoruro, espera unos cuantos minutos antes de usar el enjuague. De lo contrario, el producto reducirá la efectividad del mineral.

Paso 2. Mide la cantidad necesaria

Si en el envase no se indica otra cosa, de 3 a 5 cucharaditas serán suficientes. Vierte el enjuague en la tapa medidora, la cual frecuentemente viene junto con el producto.

Paso 3. Utilízalo

Mantenlo en tu boca durante 30 segundos. Puedes poner un temporizador o simplemente contar en tu mente hasta 30. Por ningún motivo bebas este producto, ya que puede ser peligroso para la salud.

Paso 4. Toma descansos

Escupe el enjuague e intenta abstenerte al consumo de alimentos, comida y cigarros durante 30 minutos después del procedimiento. Esto es especialmente importante para los productos con flúor, el cual debe dejarse por un corto período en la superficie de los dientes para que resulte más efectivo.

Consejos útiles

  1. El enjuague bucal puede usarse dos veces al día durante la higiene dental habitual o después de consumir alimentos para refrescar el aliento y recuperar el equilibrio ácido-base. En este último caso, salta el primer paso e inmediatamente empieza con este producto.

  2. No se recomienda usar enjuague bucal en niños menores de 6 años, especialmente si el producto contiene fluoruro o alcohol etílico. En grandes cantidades, estos componentes pueden ser dañinos para la salud de los menores.

  3. Si utilizas este producto debido al mal aliento, es preferible acudir al médico para que pueda descubrir su razón. El enjuague bucal solo ocultará el problema, pero ante la falta de este, la halitosis seguirá causándote incomodidad.

Compartir este artículo