Ideas En 5 Minutos
Ideas En 5 Minutos
Qué comer durante el embarazo

Qué comer durante el embarazo

Una dieta nutritiva es esencial para tratar de satisfacer las demandas físicas del embarazo, ayudando al bebé a desarrollarse de manera saludable. Si bien la mayoría de los alimentos y bebidas son seguros en este proceso, hay otros con los que hay que tener mucho cuidado o evitar por completo.

En Ideas en 5 minutos hemos preparado esta guía para ayudarte a saber qué alimentos es mejor incluir o eliminar de la dieta durante el embarazo.

⚠️ Este artículo es solo para fines informativos. Siempre consulta a tu médico sobre la dieta que mejor se adapte a tus necesidades individuales de acuerdo con tu historial médico.

Alimentos que puedes comer si estás embarazada

1. Productos lácteos: la leche, el queso y el yogur pueden proporcionar las proteínas y el calcio adicionales que necesitas durante el embarazo. Además, contienen otros nutrientes, como fósforo, zinc, magnesio y vitaminas B. Para garantizar un consumo seguro, elige productos pasteurizados.

2. Camote: tiene altas cantidades de betacaroteno, una fuente fundamental de la vitamina A que juega un papel vital en el desarrollo de tu bebé. También contiene fibra, lo que hace que te sientas llena por más tiempo, reduce los niveles de azúcar en la sangre y mejora la digestión.

3. Salmón: este pescado es una buena fuente de ácidos grasos omega-3, que ayudan a desarrollar los ojos y el cerebro del bebé. Además, el salmón puede ayudar a alargar el tiempo de gestación. Solo recuerda comerlo completamente cocido.

4. Huevos cocidos: tienen proteínas, grasas y una variedad de vitaminas y minerales. También aportan una buena cantidad de colina, que es muy importante para el desarrollo cerebral del bebé. Además, ayuda a prevenir problemas específicos en el cerebro y la columna.

5. Bayas: pueden ser un bocadillo muy saludable, ya que contienen agua, carbohidratos saludables, vitamina C, antioxidantes y fibra. Dado que tienen un valor de índice glucémico bajo, no deberían causar un aumento en los niveles de azúcar en sangre. Opta por bayas como arándanos, frambuesas, fresas, bayas de goji y bayas de acai.

6. Verduras de hoja verde oscura: las verduras como la espinaca y la col rizada aportan fibra, vitaminas C, K y A, junto con calcio y hierro, entre otros nutrientes. Además, pueden ayudar a aliviar el estreñimiento y están asociadas con la disminución del riesgo de bajo peso del bebé al nacer.

7. Legumbres: las lentejas, los guisantes, los garbanzos, los frijoles, los cacahuetes y la soja son excelentes fuentes de fibra, proteínas, hierro, ácido fólicocalcio, que son muy necesarios durante el embarazo. Además, el folato, también conocido como ácido fólico, es esencial para ti y tu bebé durante los primeros meses, ya que puede prevenir anomalías del tubo neural.

8. Carne magra: la carne de res, de cerdo y de pollo contienen proteínas de alta calidad. Al mismo tiempo, la carne de res y de cerdo son ricas en colina, hierro y otras vitaminas B, que necesitas en cantidades más altas durante el embarazo. Por ejemplo, unos buenos niveles de hierro te ayudarán a prevenir problemas como la anemia por deficiencia de hierro y el bajo peso del bebé al nacer.

❗ Recuerda lavar bien las frutas y verduras antes de consumirlas para disminuir el riesgo de infección debido a alimentos contaminados.

Alimentos que hay que evitar si estás embarazada

1. Queso blando curado con moho: los quesos como el brie y el camembert pueden estar relacionados con la contaminación por listeria. La listeria es un tipo de bacteria patógena que puede causar infecciones potencialmente mortales en mujeres embarazadas y sus bebés. Para prevenir estas complicaciones, come solo queso pasteurizado.

2. Brotes crudos: cuando comas ensaladas y otras preparaciones crudas, evita ingredientes como alfalfa, trébol, frijol mungo y brotes de rábano, ya que pueden estar contaminados con salmonela. Estas semillas requieren ciertos niveles de humedad para brotar, lo que resulta en un ambiente ideal para que aparezcan estas bacterias. Sin embargo, puedes consumir estos brotes si están bien cocidos.

3. Pescado con alto contenido de mercurio: el mercurio es un elemento que puede ser tóxico para tus sistemas nervioso e inmunológico, así como para tus riñones. Dado que el mercurio se puede encontrar en mares contaminados, los peces marinos grandes pueden tener grandes cantidades de este compuesto. Es aconsejable evitar peces como el tiburón, la caballa, el marlin, el reloj anaranjado, el pez espada, el blanquillo, el atún, etc.

4. Huevos crudos: ya que pueden estar contaminados con la bacteria de la salmonela, se recomienda evitar los huevos crudos o parcialmente cocidos, como los huevos ligeramente revueltos o escalfados. Además, evita alimentos que puedan incluir huevos crudos, como salsa holandesa, mayonesa casera, glaseados para pasteles y aderezos para ensaladas.

5. Leche y jugo de frutas no pasteurizados: la leche cruda puede contener diferentes tipos de bacterias dañinas, como listeria, salmonella, E. coli y campylobacter. Esto también se aplica al jugo no pasteurizado, que puede ser susceptible a la contaminación bacteriana y causar infecciones potencialmente mortales para el bebé.

6. Comida chatarra procesada: estos alimentos son bajos en nutrientes y contienen altas cantidades de calorías, azúcargrasa, que es lo opuesto a lo que necesitas durante tu embarazo. Además, la comida chatarra puede provocar un aumento de peso, lo que aumenta el riesgo de diabetes gestacional y otras complicaciones del parto.

7. Carnes crudas y curadas en frío: comer carne cruda o poco cocida puede aumentar el riesgo de infección por bacterias y parásitos, como Toxoplasma, E. coli, listeria y salmonela. Esto puede provocar condiciones graves en el desarrollo del bebé, incluidas enfermedades neurológicas, ceguera y epilepsia. Como no están cocidos, también es aconsejable evitar los embutidos en frío, como el salami, el pepperoni, el chorizo ​​y el prosciutto.

8. Pescado crudo o poco cocido: pueden causar infecciones virales, bacterianasparasitarias, como norovirus, Vibrio, salmonela y listeria. Si bien algunos solo pueden afectarte a ti, otros pueden amenazar la salud del bebé con graves consecuencias, incluido el aborto espontáneo.

Ideas En 5 Minutos/Salud/Qué comer durante el embarazo
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos