Ideas En 5 Minutos
Ideas En 5 Minutos

Cómo aprender a patinar en esquís de montaña

El patinaje en esquíes de montaña es un tipo de deporte que se puede practicar de forma no profesional y al mismo tiempo obtener una gran satisfacción. Sin embargo, los principiantes siempre tienen muchas preguntas. Por ejemplo, ¿qué se necesita para tal deporte, cómo empezar y qué tan complicado es esto?

Nosotros en Ideas en 5 minutos entendemos perfectamente que al leer este artículo no aprenderás a patinar en esquís de montaña. Pero queremos contarte con qué comenzar en este deporte si eres novato o si en general no conoces este deporte.

❗ Este artículo es de carácter informativo. Antes de empezar a esquiar realiza una consulta con un especialista.

Equipo

Una persona que recién comienza a aprender a esquiar no necesita perseguir las mejores marcas, costosos accesorios o los mejores modelos de esquís. Pero hay una serie de cosas sin las cuales no puedes prescindir en la pista. Al mismo tiempo, da igual si las alquilas o las compras por cuenta propia.

Ropa según el clima:

  • Chamarra con membrana no permite que la humedad y el viento entren. Presta atención a los diferentes modelos de chamarras para esquiar que están destinadas para determinadas temperaturas. Además, las chamarras de tal tipo generalmente tienen muchos bolsillos. Te resultarán muy cómodas ya que necesitarás un lugar para guardar cosas como por ejemplo teléfono, dinero, pase de esquí, pañuelos, bálsamo para los labios y otras pequeñeces que puedan necesitarse en la pista.
  • Pantalones con membrana que no permiten la entrada de humedad y viento.
  • Las chamarras y pantalones se pueden reemplazar por un overol.
  • Capa intermedia de ropa, suéter o chamarra de forro polar o lana.
  • Capa base térmica destinada para determinadas temperaturas. Por lo general, son cuellos de cisnes, playeras de manga larga y licras que se puedan usar cómodamente bajo los pantalones de esquiar.
  • Calcetines para esquiar. En este tipo de prenda, no se debe ahorrar. Los calcetines para esquiar conservan el calor y algo importante es que ayudan a compensar la presión de la bota sobre la espinilla.
  • Guantes o manoplas. Necesariamente deben de ser repelentes al agua y calientes.

Equipo deportivo:

  • Esquís con fijaciones apropiadas en cuanto a tamaño.
  • Botas de esquiar. Se dice que este es el elemento más importante en el equipo de un esquiador. Las botas deben de encajar perfectamente en tamaño, ajustarse y fijarse bien al pie. Al comprar unas botas es necesario consultar a un especialista.
  • Palos de esquiar adecuados en tamaño.
  • Casco.
  • Máscara para esquiar o gafas especiales. Este es un accesorio del cual no se puede prescindir en la pista. El viento frío y nieve a gran velocidad pueden causar distracción en el esquiador y esto es una amenaza directa para su seguridad.

Partes de los esquís de montaña

Términos básicos que todo principiante debe conocer:

  • Punta, es la parte superior de la tabla del esquí.
  • Cola, es la parte posterior de la tabla del esquí.
  • Parte central.
  • Radio de giro del esquí.
  • Largo (este parámetro es importante a la hora de elegir los esquís).
  • Ancho
  • Cantos interiores.
  • Cantos exteriores.
  • Fijaciones.

Los cantos de los esquís suelen ser puntiagudos, al bajar, desempeñan el papel de volante chocando contra la nieve y de esta forma, cambian la trayectoria de los esquís.

Verificar las fijaciones

Las fijaciones de los esquís de montaña deben ajustarse dependiendo de la altura y el peso del esquiador. Si alquilas unos esquís de montaña, entonces asegúrate de que las fijaciones se ajusten a tus condiciones individuales. Esto es cuestión de seguridad.

Cómo verificar si las fijaciones están bien ajustadas (toma en cuenta que necesitarás la ayuda de un especialista experimentado):

  • Instala unas fijaciones que coincidan con el tamaño del esquí y el tamaño de la suela de la bota.
  • Verifica y ajusta la configuración DIN dependiendo del peso, la experiencia y el tamaño del esquiador.
  • Al guiarte por los indicadores visuales, establécelos de acuerdo con los estándares del fabricante. Los ajustes se realizan en función de la edad del esquiador, la talla y el largo de la suela de la bota entre otras. La punta y la cola cuentan con un sistema de ajuste de tensión que permite controlar la facilidad de desbloqueo de la fijación.

Posición del esquiador

La posición correcta es un momento importante en muchos deportes. Ante todo, un esquiador principiante necesita aprender las posiciones básicas del cuerpo. Esto proporciona una correcta ejecución de todos los movimientos necesarios, flexibilidad y amortiguación.

Por supuesto, en el esquí la posición cambia constantemente, ya que las personas están en movimiento. Sin embargo, existen algunos aspectos que permanecen sin cambios.

  • Dobla tus rodillas. Esto ayudará a amortiguar el golpe al moverte.
  • Coloca bien tus esquís. En la posición inicial, los esquís deben estar paralelos entre sí y estar al ancho de los hombros. Posteriormente, la posición de los esquís dependerá de la dirección del movimiento y de la maniobra que efectúes.
  • Inclina tu cuerpo ligeramente hacia adelante. Esto ayudará a distribuir correctamente el peso corporal.
  • Asegúrate de sentirte cómodo.
  • Mantén los brazos frente a ti, doblando un poco los codos.

Primeros pasos

Cómo ponerte las botas de esquí:

  • Si has decidido rentar botas, entonces primero tienes que caminar unos 20 minutos. Intenta doblar las rodillas y agacharte para asegurarte de que las botas realmente te quedan bien.
  • Antes de salir, cámbiate los zapatos en un lugar caliente, ya que las botas cálidas conservan su flexibilidad, son más fáciles de poner y tus pies no se congelarán por mucho tiempo.

Cómo sujetar las botas a las fijaciones:

  • Asegúrate de que las suelas de tus botas estén limpias y no tengan nada de nieve.
  • Coloca tus esquís paralelamente a la pista para que no se deslicen por causalidad hacia abajo.
  • Ponte de pie al lado del esquí inferior y mete la punta de la bota en la cabeza de las fijaciones del esquí.
  • Presiona lentamente el talón hacia abajo hasta que la fijación haga un clic.
  • Haz lo mismo con el segundo pie. Mantén el equilibrio con ayuda de los bastones de esquí.
  • Para asegurarte de que las botas estén bien insertadas en las fijaciones, levanta cada pie y agítalo un poco. O puedes examinar visualmente si las botas están bien abrochadas. Si sientes que tus esquís, botas y fijaciones están bien sujetados, entonces no te caerás mientras hagas maniobras en la pista.

Haz un calentamiento:

Se puede hacer con botas de esquí, con esquí o sin ellos. Se sugiere realizar cada ejercicio por un minuto como mínimo. Un buen calentamiento ayuda a reducir el riesgo de lesiones.

  • Dobla y desdobla alternativamente las rodillas.
  • Haz sentadillas y endereza tu cuerpo.
  • Lleva las rodillas dobladas de un lado al otro, imitando las posiciones a la hora del esquiar.
  • Para calentar la parte superior del cuerpo, haz movimientos giratorios con las manos. Este ejercicio se puede realizar con los brazos doblados o con los brazos rectos. Realiza estos movimientos hacia adelante y hacia atrás.
  • Levanta la pierna derecha estirada hacia adelante, permanece en esta posición por unos segundos, luego dirígela atrás y quédate en esa posición. A continuación, realizar el mismo ejercicio con la pierna izquierda. Se puede hacerlo con esquís o sin ellos.
  • Dobla suavemente la pierna bajo el ángulo de 90 grados, dirígela hacia atrás y quédate por unos segundos. Repite lo mismo con la segunda pierna.
  • Haz zancadas. Una pierna está estirada y extendida hacia un lado mientras que la otra está doblada por la rodilla.

Qué pista elegir

Las pistas de esquís difieren en dificultad. Según los países presentan sus peculiaridades, pero las designaciones básicas son similares:

  • Pistas para aprendices, en general son muy amplias y llanas.
  • La pista verde está destinada para los novatos.
  • La pista azul es una variante sencilla para amateurs.
  • La pista roja tiene una dificultad media.
  • La pista negra es muy empinada y está destinada para esquiadores experimentados.

Tipos de remontes

Existen varios tipos de remontes.

Aéreos:

  • telesilla o aerosillas desmontables;
  • telecabinas;
  • elevadores combinados.

De superficie:

  • telesquí en forma de T
  • telesquí;
  • cinta transportadora;
  • telecuerda.

Qué se debe tomar en cuenta al utilizar un telesquí:

  • al ingresar al remonte, el esquiador debe mantenerse de forma paralela a su movimiento.
  • Cuida que los esquís no se crucen, de lo contrario podrías caer al subir.
  • Sujeta los palos en una mano.
  • Si tienes un remonte con platillo, debes sujetar el platillo y fijarlo en medio de tus piernas.
  • Si tienes un telesquí con barra T, tómalo con tu mano y colócalo detrás, cómo si fuera un asiento (mira la ilustración superior).
  • Al subir, cuida que los esquís estén de forma paralela, las piernas deben de estar ligeramente flexionadas.
  • Si te caes al subir del telesquí, simplemente hazte a un lado, desciende e inténtalo otra vez.
  • Al llegar a la cima, quita las manos del remonte y hazte a un lado rápidamente.

Cómo es un remonte en una telesilla:

  • Espera en la fila, mantén los bastones de esquíes en una mano.
  • Baja la barra de seguridad.
  • Poco antes de llegar a la superficie levanta la barra de seguridad.
  • En la cima, en el momento necesario expúlsate de la silla y aléjate rápidamente del remonte para dejar el camino libre a los demás esquiadores.

Ejercicio “plough

El ejercicio “plough” es obligatorio para todos los novatos.

  1. Domina la técnica “plough” en una superficie plana y después en la pista de aprendizaje, ya que este ejercicio te ayudará a descender de forma segura de una pista con cualquier dificultad.
  2. Mantén la punta de los esquíes una con otra y separa los talones. Tal posición se asemeja a la letra V, parecida al arado (de ahí proviene su nombre)
  3. Giros. Comienza a deslizarte lentamente hacia abajo. Recuerda que si colocas los esquíes de forma paralela uno con otro y los diriges hacia abajo, alcanzarás una rápida velocidad. Para los novatos esto es peligroso. Por eso, coloca los esquíes en la posición del “plough”. Para girar a la derecha, presiona el esquí izquierdo. Para girar a la izquierda, presiona el esquí derecho. Las rodillas se meten un poco. Para cambiar la dirección del giro, traspasa el peso al lado contrario.

4. Para frenar separa ampliamente los talones, aumentando el tamaño del “plough”. Dirige las rodillas hacia adentro, recuerda flexionar las piernas. Cuida que los esquís no se crucen. De esta forma, ambos se colocarán en el canto interior y ocurrirá el frenado.

Traverse

Traverse es un movimiento para esquiadores más experimentados. Los esquís están paralelos entre sí y tú no te estás moviendo cuesta abajo, sino de forma perpendicular.

Esto es lo que debes hacer para realizar el movimiento traverse:

  1. Coloca tus esquís en la pista de forma diagonal en la dirección que quieras ir. Párate apoyándote en el canto para que tus esquís no se resbalen.
  2. Dirige el peso de tu cuerpo sobre el esquí inferior. El cuerpo, las rodillas, los hombros y las caderas deben estar apuntados en la dirección del movimiento.
  3. Comienza a bajarte por la pista apuntando tus esquís a la dirección diagonal hacia abajo. Esto le dará impulso al movimiento.
  4. Al bajar cuesta abajo, controla tu velocidad guiando los esquís un poco hacia abajo para acelerar o hacia arriba para reducir la velocidad. Además, para bajar la velocidad, pon tus esquís en el canto.
  5. Para girar, coloca por un momento tus esquís paralelos a la pista e inmediatamente cambia tu peso al pie opuesto.
  6. Para detenerte, apunta los esquís un poco hacia arriba de la pista.

Pasar del traverseplough y viceversa

Para sentirte más seguro, muévete a lo largo de la pista con traverse y gira con plough. Esto ayudará a evitar una aceleración caótica y a mantener bajo control el proceso de bajada.

Frenado

Para frenar al moverte por la pista haz lo siguiente:

  • Frena con ayuda del plough.

O bien:

  • pasa a una posición transversal;
  • coloca los esquís de forma paralela a la pendiente;
  • coloca los esquís en el canto;
  • para un frenado rápido apunta los esquís ligeramente hacia arriba.
Ideas En 5 Minutos/Vida/Cómo aprender a patinar en esquís de montaña
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos