Cómo preparar café en una cafetera italiana correctamente

La cafetera italiana, también conocida como “moka”, es una alternativa fácil y económica para elaborar un café intenso y con cuerpo. Sin embargo, su uso inadecuado puede resultar en una bebida amarga o con gusto a metal.

Ideas en 5 minutos ha preparado una guía sencilla para utilizar este implemento de cocina y evitar algunos errores comunes.

Paso 1

  • Antes que nada, debes asegurarte de utilizar un café con la molienda correcta. Este debe ser fino, de un grado similar al de la sal de mesa. También, los expertos en café recomiendan molerlo justo antes de la preparación para evitar que se oxide.
  • Cuando ya tengas listos los implementos, desarma la cafetera en sus tres partes.

Paso 2

  • Agrega agua tibia o caliente en el contenedor inferior hasta llegar a la válvula de seguridad, sin cubrirla. El agua caliente acelerará el proceso evitando que el café se sobrecaliente.
  • También se recomienda utilizar agua mineral o filtrada para obtener un mejor sabor.

Paso 3

  • Coloca el filtro metálico sobre el contenedor inferior asegurándote de que no pase agua por los agujeros. Si esto ocurre, elimina un poco de agua y seca la pieza antes de ponerla nuevamente.
  • Vierte y distribuye el café en el filtro sin presionar. Se debe llenar hasta los bordes sin cubrirlos.

Paso 4

  • Atornilla la parte superior ajustándola muy bien. Si utilizaste agua caliente en los pasos anteriores, tal vez requieras de un paño de cocina para no quemarte.
  • No utilices el asa para apretarla, ya que esto podría romperla.

Paso 5

  • Coloca la cafetera a fuego medio con la tapa abierta. Para evitar que el agua hierva y el café tenga un sabor metálico, es muy importante que permanezcas atento al proceso.
  • Si usas una estufa de gas, presta atención a que las llamas no sobresalgan por los costados de la cafetera.
  • Cuando veas que el café comienza a fluir por el conducto y el contenedor está casi lleno, apaga el fuego y retira la cafetera del calor.

Paso 6

  • Si deseas asegurarte de que la extracción del café ha terminado y quieres evitar que se sobrecaliente, coloca la cafetera tapada debajo del grifo y deja correr agua fría sobre ella por unos segundos.
  • Finalmente, sirve tu café y disfrútalo.

Recomendaciones generales

  • Desarma y enjuaga tu cafetera después de cada uso con agua caliente, sin utilizar lavavajillas ni jabones abrasivos. Tampoco se debe fregar para evitar un posterior sabor metálico en el café.
  • Espera a que todas las piezas estén completamente secas antes de volver a montarla.
  • Sustituye la junta de goma de tu cafetera si percibes que está deformada o quemada. También presta atención a fugas u obstrucciones en el flujo del café.
  • Según el uso, esta goma puede llegar a durar de 6 a 12 meses. Sin embargo, es importante estar atento para reemplazarla a tiempo.
Compartir este artículo