Ideas En 5 Minutos
Ideas En 5 Minutos

Cómo superar el miedo al contacto visual

Si te sientes incómodo y juzgado cuando alguien te mira a los ojos mientras te habla, lo más probable es que tengas ansiedad al contacto visual. Existen un gran número de personas que sienten verdadero pavor a esto.

Si tienes curiosidad por saber por qué ocurre esto y cómo superarlo, deja que en Ideas en 5 minutos seamos tu guía.

A. Por qué ocurre esto

1. Falta de confianza: Esto puede estar asociado a la timidez o quizá a la falta de confianza. Puede haber una sensación de incomodidad para mantener conversaciones en general. Estas personas tienden a evitar ser el foco de atención.

2. Trastorno de fobia social: Las personas socialmente ansiosas tienden a evitar el contacto visual porque puede inducirles ansiedad y malestar. Esto suele ser desencadenado por la amígdala en el cerebro, que les advierte del “peligro”. Las mantiene en guardia porque tienen miedo a ser juzgadas.

3. TEPT: Las personas con TEPT (trastorno de estrés postraumático) y TEPC (trastorno de estrés postraumático complejo) también se agitan con el contacto visual. Para algunas, esto se asocia con una amenaza.

B. Cómo superarlo

1. Reduce la ansiedad al contacto visual

Empieza de a poco, aumentando el contacto visual lentamente. Esto reducirá la incomodidad y creará tolerancia con el tiempo. Practica esto con personas que te produzcan menos ansiedad, manteniendo el contacto visual con ellas. También puedes empezar a establecer contacto con actores de la televisión, videos y chats de video si el contacto visual en la vida real te estresa al principio.

2. Establece contacto visual antes de hablar

Será fácil cuando establezcas contacto visual antes de hablar con alguien. Hacer esto logrará que la gente te perciba como una persona segura e inteligente.

3. Dirige tu atención a las zonas que rodean ligeramente los ojos

Cuando hables con alguien cara a cara, elige un punto entre los ojos de la otra persona o ligeramente alrededor de ellos. Si esto no funciona, también puedes intentar dejar que tus ojos se desenfoquen un poco. Esto te ayudará a relajar ligeramente la mirada.

4. No fijes la vista demasiado

También puedes intentar apartar la mirada de vez en cuando. Cuando lo hagas, hazlo despacio, para no parecer tímido o nervioso ante la otra persona. Y cuando mires, intenta no fijar la vista demasiado, ya que eso puede incomodar al otro.

5. Practica la regla del 50/70

El truco consiste en mantener el contacto visual el 50 % del tiempo cuando se habla y el 70 % del tiempo cuando se escucha a la otra persona. Es muy habitual romper la mirada cada 4 o 5 segundos. También depende del sujeto con el que hables, por lo que es preferible que mantengas el mismo contacto visual que él.

6. Prueba la técnica del triángulo

Como ya hemos dicho, en lugar de apartar la vista de la otra persona o incluso de mirar hacia abajo, también puedes centrarte en otro punto de su cara. Intenta imaginar un triángulo invertido en su rostro que conecte sus ojos y su boca. Entonces, cada 5 segundos, puedes seguir cambiando tu enfoque en el punto del triángulo que estás mirando.

7. Haz un gesto para quitar la tensión

Para lograr una desconexión más natural, puedes simplemente asentir con la cabeza o hacer cualquier gesto. Hazlo cuando empieces a sentirte un poco incómodo con el contacto visual prolongado.

8. Prueba la terapia

Si ninguno de los consejos anteriores te hace sentir cómodo al establecer contacto visual, consulta a un profesional de la salud mental.

C. Al establecer contacto visual en un grupo o en una entrevista

A la hora de hablar a un grupo de personas, considera la posibilidad de dirigirte a una sola del público e imaginar que estás hablando solo con ella en ese momento. Y cuando estés a punto de empezar una nueva frase o una idea, selecciona a alguien más del público y haz contacto visual al terminar. A continuación, sigue incluyendo a todas las personas que puedas.

Es importante que todos se sientan vistos por ti, porque no quieres que piensen que no forman parte de la conversación. Cuando la gente se siente excluida, el grupo pronto se divide en múltiples conversaciones paralelas. Para mantenerlo unificado, intenta mantener el contacto visual con todas las personas.

Cuando tienes miedo al contacto visual y debes superar una entrevista, puede ser un poco difícil de manejar, pero no imposible. Si practicas las habilidades de contacto visual, esa ansiedad puede reducirse en cierta medida. Esto es lo que puedes hacer:

  • Cuando vayas a estrechar la mano, asegúrate de establecer un contacto visual inmediato con tu entrevistador. Te ayudará a ganar seguridad en ti mismo.
  • Cuando el entrevistador te haga una pregunta, mantén el contacto visual con él. Asegúrate de combinarlo con expresiones faciales para evitar miradas incómodas.
  • Cuando te entreviste más de una persona, reparte tu atención y tu contacto visual de un entrevistador a otro, lentamente, cuando estés respondiendo a sus preguntas.
  • Si quieres enfatizar puntos importantes que deseas tus entrevistadores recuerden, puedes establecer un contacto visual intenso con ellos para parecer serio.
Ideas En 5 Minutos/Vida/Cómo superar el miedo al contacto visual
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos