Ideas En 5 Minutos
Ideas En 5 Minutos

Guía de los diferentes tipos de pisos de madera

El revestimiento del suelo es uno de los factores que más influyen en un ambiente, por lo que debemos prestarle especial atención a la hora de elegir un estilo para decorar nuestra casa. Seleccionar los muebles en función del tipo de piso hará que la decoración de nuestro hogar se vea armoniosa. Si el revestimiento del suelo es el protagonista, entonces el mobiliario será el elemento secundario. Para ayudarte en esto, en Ideas en 5 minutos hemos recopilado ejemplos de diferentes tipos de pisos de madera.

Qué tipos de pisos de madera hay

Los pisos de madera se fabrican a partir de determinados árboles. Tienen la cualidad de durar mucho y están disponibles en una gran variedad de colores, estilos y tipos capaces de adaptarse a diferentes necesidades y presupuestos. Además, son fáciles de limpiar, y le dan un aspecto natural a una habitación. Hay 2 tipos principales: los pisos de madera sólida y los de ingeniería.

1. Pisos de madera sólida

Este tipo de piso está 100 % hecho de madera, cuyas piezas encajan entre sí de diferentes maneras, por ejemplo, a través del método de machihembrado. Cada tabla se fabrica a partir de una sola pieza de madera, que suele tener un grosor de entre 18 y 20 milímetros. Característico por su durabilidad, el piso de madera sólida puede lijarse y pulirse muchas veces. No obstante, no hay que exponerlo a la humedad, por lo que no conviene colocarlo en sótanos.

  • Los suelos de roble son resistentes a los insectos, duraderos y pueden curvarse bien. Hay 2 tipos principales: el rojo y el blanco. Ambos son densos y tienen diseños, como anillos, figuras onduladas, rayas, puntos, etc. Mientras que el blanco tiene un color entre marrón y ligeramente grisáceo, y sus patrones de grano son menos distintivos, el rojo viene en un tono rojizo claro, en salmón rosado y en tonalidades rosadas, con patrones de grano medio a más densos.
  • El suelo de arce tiene patrones de granos que adquieren un tono dorado con el paso del tiempo. Gracias a su color cremoso y a su acabado, queda bien en ambientes modernos. Este tipo de madera es más dura que la de roble, pero, al ser más clara, las manchas de suciedad se notan más fácilmente. Viene en 2 tipos: arce duro y blando. También tiene diferentes patrones, como líneas onduladas y rectas.
  • El nogal americano es el más duro, y se utiliza mucho en la fabricación de suelos de ingeniería. Una de las mejores clases crece en la región de los Apalaches, en Estados Unidos, porque el clima frío limita su período de crecimiento, por lo que lo hace de forma gradual. Su albura tiene una madera de color claro que, con el tiempo, se oscurece hasta convertirse en un duramen pálido o marrón.
  • El bambú, en realidad, no es un árbol, sino una hierba en tonos amarillos y oscuros. Es menos caro que el roble. A su vez, al ser duro, al crecer rápido y al ser más ecológico, lo eligen principalmente los partidarios de la construcción sustentable. Su desventaja es que resulta difícil de mantener, ya que puede presentar abolladuras y manchas.
  • El nogal, también conocido como nogal negro americano, es uno de los más populares gracias a su color marrón chocolate, el cual da un aspecto cálido y sofisticado a cualquier espacio. Inicialmente tiene un color mostaza oscuro, el cual a los pocos días se convierte en marrón chocolate o negro.
  • Hay 2 tipos de pisos de cerezo. Por un lado está el que se fabrica con cerezo brasileño (jatoba), que no es un árbol de cerezo, sino una leguminosa. Es flexible y varía en color desde un rojo intenso hasta tonos rubios. Tiene granos rectos medios y gruesos de alta densidad. Es algo maleable y menos propenso a romperse que el roble. El otro tipo es el cerezo americano, que se vuelve más rojo con el correr de los años. Gracias a su acabado lujoso, se utiliza para fabricar instrumentos musicales, muebles y para la ebanistería de alta gama, entre otras cosas.
  • La bubinga es una madera tropical exótica africana, que se caracteriza por ser densa, duradera y de color marrón rojizo con diferentes patrones de grano. Brinda una sensación de elegancia y calidez a cualquier espacio. Viene en colores y vetas uniformes, incluso con texturas finas. Este tipo también se utiliza en la fabricación de guitarras.
  • El wengué, también conocido como palo de rosa africano, es una madera de color marrón oscuro procedente de África. Es densa, duradera, pesada y difícil de cortar. Al ser resistente, es ideal para zonas de mucho tránsito, como las escaleras. Se suele utilizar en casas de alta gama de estilo moderno, con muebles en un color claro para que contrasten bien con este suelo.
  • El pino es blando, menos denso, barato, ecológico y abundante en Estados Unidos y Canadá. Aunque su color depende de la especie, por lo general viene en un tono pálido o amarillo. Tiene un alto contenido de humedad, y se lo suele utilizar para construir paneles, estanterías, muebles rústicos, etc.

2. Pisos de madera de ingeniería

Son una buena alternativa a los pisos de madera sólida. Consisten en una base de madera triplay que tiene entre 5 y 7 capas de madera recubiertas con madera chapada de unos 4 mm de grosor. Al tener un núcleo muy estable en el centro, estos pisos son menos propensos a desplazarse, expandirse o contraerse cuando están expuestos a cambios de temperatura y humedad en el ambiente.

Como no están hechos de madera maciza en su totalidad, no conviene lijarlos y pulirlos indefinidas veces, pero sí se los puede pulir en 1 o 2 ocasiones. La técnica de instalación click-and-lock de este tipo de pisos es muy sencilla y no requiere de mucho pegamento o adhesivo. Se suele colocar en las salas de estar, comedores, dormitorios y cocinas. Aunque esta madera cuesta menos que la sólida, tiene una gran durabilidad, una capa superior más gruesa y diseños únicos.

Ideas En 5 Minutos/Vida/Guía de los diferentes tipos de pisos de madera
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos