Ideas En 5 Minutos
Ideas En 5 Minutos
Qué tan cierto es que los animales pueden amar

Qué tan cierto es que los animales pueden amar

En la mayoría de los casos, nuestras mascotas se convierten en miembros de la familia de pleno derecho. Frecuentemente les decimos lo mucho que las queremos. Pero ellas no pueden hablarnos acerca de sus sentimientos. De aquí precisamente proviene el debate sobre si los animales realmente aman a sus dueños o simplemente dejan que los cuiden.

En Ideas en 5 minutos hemos intentado averiguar si los animales realmente pueden amar.

El cerebro de muchos mamíferos es bastante similar al de un humano. Y los especialistas tienen razones para suponer que los animales pueden experimentar una gama de emociones como las personas.

El amor es una emoción viva y compleja que cada uno entiende a su manera. Si recurrimos al diccionario, encontraremos aproximadamente la siguiente definición: “El amor es un fuerte sentimiento de un profundo afecto”.

Realmente los animales son capaces de amar

Expertos suponen que, para los animales, nosotros somos más que las personas que los alimentan. Las mascotas y aquellos que viven en zoológicos tienen un gran apego hacia sus cuidadores. Y debido a que el afecto es una forma de amor, estas criaturas realmente saben amar.

Se realizó un estudio para observar cómo reaccionan los perros y gatos a sus dueños y desconocidos. Como resultado, se comprobó que los animales están vinculados con sus dueños. Y mientras que los perros demuestran este sentimiento abiertamente, los felinos son más propensos a evitar un tipo de afecto.

Determinadas reacciones químicas en el cerebro humano son responsables por el amor y el apego. Con los perros ocurre exactamente lo mismo. Especialistas encargados de esto explicaron que en algunas situaciones, cuando los canes y los humanos se ven mutuamente, el nivel de oxitocina aumenta en sus organismos.

La oxitocina es llamada la hormona del amor. El neuropéptido oxitocina participa en el establecimiento y soporte de algunos vínculos interpersonales.

Otra investigación demostró que los gatos están tan apegados a sus dueños de la misma forma que los perros o incluso que los niños con sus padres.

¿Los animales pueden preocuparse por las personas?

Cuando tenemos una mascota, asumimos el papel de su cuidador. Pero a veces la situación puede cambiar. Científicos descubrieron que los perros son capaces de asumir el rol de protectores de sus dueños. Por ejemplo, ellos pueden consolar a su triste y lloroso amo, intentando compartir sus sentimientos.

Especialistas realizaron una resonancia magnética en el cerebro de algunos perros y descubrieron un aumento de actividad en aquellas zonas que responden por el afecto, empatía y la teoría de la mente, el cual es causado por sus dueños.

La teoría de la mente es un sistema de creencias de actualización constante acerca de lo que piensan y quieren los demás. Por esto se deduce que los perros se interesan en saber lo que piensan sus dueños.

Qué sentimientos pueden tener los animales salvajes

En el mundo de los animales salvajes también hay lugar para los sentimientos. Ellos son capaces de sentir empatía. Existe una historia documentada sobre cómo unos elefantes salvaron a una mujer que se había perdido. La encontraron al día siguiente rodeada de animales que la estaban cuidando de las hienas. También hay testimonios que cuentan cómo las ballenas jorobadas ayudan a las focas que son cazadas por las orcas.

Pero algunas relaciones de los animales son similares a un romántico amor. Los inseparables son aves que se consideran el símbolo del amor. Estas eligen a su pareja cuando tienen dos meses de nacimiento y se quedan con ella para toda la vida. A ellos les encanta estar juntos y acurrucarse.

Los pingüinos papúa son igual de románticos. Cuando el macho quiere declararle su amor a su elegida, él busca en toda la playa los guijarros más suaves. Después de encontrar uno, el pingüino se lo enseña a la hembra, y si ella también siente empatía por él, entonces forman una pareja para toda la vida.

Los lobos eligen una pareja a los dos años de vida y se quedan con ella hasta que uno de los dos muere. Una manada, por lo general, está formada por un macho alfa, una hembra alfa y sus crías.

En general, la monogamia se encuentra en todas las especies de animales, incluyendo los insectos. Aunque la mayoría de los animales son polígamos. En muchas especies de mamíferos, el macho se aparea con varias hembras. Y las hembras de algunos animales pueden tener descendencia de varias parejas a la vez. Pero también hay ocasiones en las que el macho decide estar solo con una pareja y le ayuda a criar a su descendencia. Este puede ser un excelente ejemplo de amor romántico.

Qué animales nos demuestran sus sentimientos

Las mascotas demuestran su amor celebrando nuestra llegada. Ellas intentan pasar el mayor tiempo posible con las personas que les agradan.

Como muestra de amor, un gato puede llevarle a su dueño una presa. Por ejemplo, ratones o pájaros que haya atrapado. Si está muy apegado a su amo, entonces lo seguirá a todas partes, frotando con él su cabeza y ronroneando. Los felinos se ponen tristes cuando sus dueños se van, y los reciben de una forma tan alegre como los perros.

Los perros expresan su amor de una forma más activa. Ellos saltan sobre su dueño, lo lamen y mueven la cola cuando regresa a casa. Comparten sus juguetes con su amo y frecuentemente buscan un contacto físico y visual con él.

Los expertos consideran que el amor de las mascotas no es incondicional. En determinadas situaciones, una persona puede perder la confianza de un animal. Pero esto es mucho más raro que en el caso de los humanos.

Ideas En 5 Minutos/Animales/Qué tan cierto es que los animales pueden amar
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos