7 Trucos para mantener los alimentos frescos más tiempo

Al regresar del supermercado, muchas veces guardamos las compras en la nevera y en la alacena sin ningún orden o cuidado específico. No obstante, si almacenamos nuestros productos de manera adecuada, podrían durar más tiempo y con ello permitirnos ahorrar dinero.

Ideas en 5 minutos te enseña trucos para preservar tus alimentos frescos por más tiempo.

1. Espárragos

Tiempo de preservación: 1 semana aproximadamente.

Para mantener tus espárragos frescos dentro de la nevera, introduce los tallos en un recipiente con agua, coloca una bolsa plástica sobre ellos y sella la funda con ayuda de un elástico.

2. Pan

Tiempo de preservación: 1 semana.

Introduce un tallo de apio dentro de la bolsa del pan rebanado y ciérrala bien. El apio ayudará a absorber la humedad y a retardar la producción de moho.

3. Harina de trigo

Tiempo de almacenamiento: 6 meses.

Para ahuyentar insectos como el gorgojo en la harina de trigo, almacénala dentro de un recipiente hermético con 2 o 3 hojas secas de laurel en su interior. Mantén el producto en la alacena.

4. Aguacates

Aguacates enteros

Tiempo de maduración: 3-4 días.

No guardes los aguacates verdes sin madurar en la nevera, la humedad provocará que su cáscara se oscurezca y desarrolle moho. Coloca los aguacates dentro de una bolsa de papel cerrada. Ubícalos en la alacena en una zona fresca hasta que maduren.

Aguacates abiertos

Tiempo de refrigeración: 1-2 días aproximadamente.

Al momento de refrigerar aguacates maduros partidos o rebanados, déjalos junto a la mitad de una cebolla dentro de un recipiente plástico y tápalo. Las enzimas de la cebolla alargan la vida útil de la fruta.

5. Galletas

Tiempo de consumo: 2 semanas.

Conserva las galletas horneadas dentro de un envase hermético de vidrio junto a una rebanada de pan. Este absorberá la humedad extra, manteniendo la textura crujiente de las galletas.

6. Pasta de tomate

Tiempo de congelación: 6 meses.

Si tienes un envase con pasta de tomate abierto en tu nevera y no planeas utilizarlo hasta dentro de una semana, puede que se estropee. Congela la pasta de tomate en pequeñas porciones en una cubeta para hacer hielo o envueltas en papel de cera dentro de una bolsa plástica hermética.

7. Jengibre entero

Tiempo de refrigeración: 3-4 semanas.

Coloca las raíces de jengibre con cáscara en un recipiente de vidrio. Llénalo con agua hervida fría. Mantenlo cerrado y refrigerado. Permanecerá fresco durante más tiempo y así lo podrás incorporar en tus comidas o bebidas.

Compartir este artículo