Ideas En 5 Minutos
Ideas En 5 Minutos

8 Cosas que no se deben tirar por el excusado

Lo ideal es que solo se tiren por el excusado el papel higiénico y los desechos producidos por los seres humanos. Sin embargo, a menudo la gente lo utiliza como cubo de basura y arroja por el desagüe todo lo que, por alguna razón, no es conveniente tirar en un bote de basura tradicional. Esto puede provocar un olor desagradable en el baño y, en casos graves, una obstrucción en el mismo excusado.

Ideas en 5 minutos explica qué residuos no deben tirarse por el excusado si se quiere evitar una obstrucción del desagüe.

1. Toallas de papel

Por fuera y al tacto, las toallas de papel parecen y se sienten como papel higiénico. Pero en realidad, son mucho más densas, lo que dificulta su descomposición en el sistema de desagüe. En lugar de tirarlas por el excusado, es mejor poner una papelera cerca y depositar allí las toallas de papel.

2. Toallitas húmedas

Mientras que las toallas de papel se descomponen, aunque con dificultad, en el sistema de desagüe, las toallitas cosméticas húmedas no se disuelven en absoluto. Por ello, provocan grandes obstrucciones y tienen un efecto negativo en el proceso de tratamiento de las aguas residuales. Por lo tanto, es mejor no tirar las toallitas húmedas por el excusado, sino depositarlas en la misma papelera.

3. Grasas y aceites de cocina

Algunas grasas y aceites de cocina se solidifican a bajas temperaturas y pueden provocar grandes obstrucciones en el desagüe. Para evitarlo, es mejor no tirar por el excusado ningún residuo de una sartén en la que se haya cocinado recientemente. En su lugar:

  • Retira con cuidado la grasa o cualquier otro residuo de comida de la superficie de la sartén.
  • Colócalos en un recipiente desechable, como un vaso de papel o una bolsa.
  • Cubre el recipiente con una tapa desechable o envuélvelo con una capa de papel.
  • Tira el recipiente en un bote de basura.

4. Medicamentos, pinturas y disolventes químicos

Algunas sustancias son tóxicas y pueden provocar la contaminación química de las aguas residuales. Entre ellas se encuentran los medicamentos, las pinturas, los disolventes químicos, los anticongelantes y los líquidos de transmisión.

También vale la pena mencionar la lejía: puede causar corrosión y dañar las tuberías de tu casa. La lejía también puede reaccionar con otras sustancias en la plomería, creando y liberando gases tóxicos.

Estas sustancias pueden eliminarse de forma segura. Por ejemplo, es mejor llevar los productos químicos como las pinturas a un centro especializado en residuos peligrosos de tu ciudad. Puedes preguntarle a un mecánico local dónde puedes desechar el aceite de motor usado. Y los medicamentos vencidos o sin usar se pueden llevar a la farmacia más cercana, donde serán eliminados correctamente.

5. Tampones, toallas femeninas y pañales

La eliminación de los productos de higiene personal siempre ha sido un problema para las mujeres. Pero también es un problema para la tubería, porque los tampones y toallas femeninas usadas pueden obstruir rápidamente el desagüe y el excusado.

En su lugar, envuelve los tampones o toallas femeninas usadas en papel higiénico, ponlos en una pequeña bolsa higiénica y tíralos a la basura. Haz lo mismo con los pañales para bebés.

6. Arena para gatos

La arena para gatos no debe tirarse por el excusado, ya que puede provocar una obstrucción. Pero no solo es peligrosa la arena, sino también los residuos que contiene al momento de eliminarla.

El hecho es que la arena para gatos puede contener el parásito Toxoplasma gondii, que puede causar una infección y amenazar la salud de las personas que tienen el sistema inmunitario debilitado. Como muchas plantas de tratamiento de aguas residuales no pueden hacer frente a estos contaminantes, el vertido de la fuente del parásito en las aguas residuales supone una amenaza para la salud pública.

Es mejor colocar la arena para gatos usada en una bolsa pequeña y tirarla al contenedor de basura.

7. Cabello

El hecho de que el cabello sea una sustancia orgánica lamentablemente no significa que no cause daños al desagüe. Al pasar por él, el cabello puede enredarse y formar bolas que crean grandes obstrucciones y provocan olores desagradables. Por eso es mejor no tirar por el excusado los cabellos que quedan en el cepillo después de usarlo, sino arrojarlos a la basura. Lo mismo ocurre con el hilo dental usado.

8. Residuos de alimentos

Los residuos de alimentos, al igual que el cabello, son una sustancia orgánica. Por eso, ni siquiera lo pensamos dos veces antes de tirar las sobras de la cena por el excusado. Pero esta no es una buena idea.

Como mínimo, los fragmentos grandes de comida pueden bloquear una sección de la tubería y provocar una obstrucción. Pero los alimentos aparentemente inofensivos, como los que contienen almidón (el arroz o el puré de papa), también pueden ser peligrosos para los desagües. Cuando el almidón se combina con el agua, se convierte en un gel pegajoso difícil de atravesar. Como resultado, el desagüe se bloquea, lo que vuelve a provocar una obstrucción.

En lugar de tirar los restos de comida por el excusado, es mejor depositarlos en un bote de basura o en una trituradora especial que se puede colocar en el fregadero de la cocina.

Cuéntanos en los comentarios, ¿cómo sueles eliminar los residuos de comida?

Ideas En 5 Minutos/Consejos/8 Cosas que no se deben tirar por el excusado
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos