Ideas En 5 Minutos
Ideas En 5 Minutos

Cómo el color de la vajilla influye en el apetito

Todos conocen la expresión “Somos lo que comemos”. Pero no solo debes cuidar lo que comes, sino también dónde lo comes. Resulta que el color de la vajilla influye directamente en nuestras ganas de alimentarnos.

Ideas en 5 minutos ha preparado un artículo en el cual descubrirás cómo influye la paleta de colores de la vajilla en tu apetito.

La mayoría de las personas comienza a comer cuando está de buen humor, sin esperar a tener hambre.

El hambre es un instinto que nos ayuda a sobrevivir, ya que le comunica a nuestro organismo la necesidad de nutrientes. Por otro lado, el apetito suele estar influenciado por diferentes emociones. Una persona puede comer por satisfacción o incluso por aburrimiento. El deseo de comer surge por muchos factores, y uno de ellos es el color de la vajilla de la cual comemos.

Los restauranteros llevan mucho tiempo utilizando determinadas tonalidades en el interior de sus establecimientos para que los clientes realicen grandes pedidos. Pero nosotros detendremos nuestra atención precisamente en la vajilla.

Colores que reducen el apetito

El color azul relaja, calma y también reduce el apetito. Si comes alimentos de una vajilla de color azul, es probable que lo hagas de forma más consciente y comas la cantidad necesaria para satisfacer tu hambre.

El negro, gris y café también se asocian con los colores que reducen el deseo de comer. Muchas personas los perciben como algo quemado. Como consecuencia, los alimentos en platos con tales tonalidades no se ven muy apetitosos y no dan ganas de comer mucho.

El color morado en la mesa nos recuerda a las berenjenas o cebollas rojas. Estos productos no les gustan a muchas personas, por eso tal tono no despierta el apetito.

La vajilla de color rosa también es capaz de reducir el deseo de comer. El hecho es que con frecuencia se asocia a las personas como algo artificial, por eso los alimentos en un fondo rosa no resultan tentadores.

Colores que causan deseos de comer

Rojo. Este es el color más “apetitoso”. Posiblemente todos hayan notado que muchos restaurantes lo utilizan en sus interiores. Este tono no solo puede aumentar la sensación de hambre, sino que también es capaz de contribuir a comer en exceso. Por eso se debe tener cuidado con la vajilla roja.

Amarillo y turquesa son los colores que asociamos con la felicidad y comodidad. Pero además de esto estimulan el apetito. Se recomienda utilizar vajillas con tales tonos para las personas que comen muy poco y son reacias a alimentarse.

El naranja tiene un efecto estimulante en una persona y estimula la actividad mental. Este color les recuerda a muchos a los cítricos jugosos y causa deseo de comer.

El blanco estimula el apetito. Por alguna razón, los platos de este color en los restaurantes son los tradicionales. Los alimentos en fondo blanco tienen un aspecto más brillante y con más contraste. Además, parecen más dulces cuando se sirven en platos de este tono.

Verde polémico

El color verde en la vajilla es capaz de fomentar una alimentación consciente. El hecho es que muchas personas asocian este tono con la naturaleza y salud. Precisamente por eso estas tonalidades se utilizan en interiores de tiendas y cafeterías que ofrecen productos orgánicos y saludables.

Por otro lado, la vajilla verde aumenta el apetito y alienta a las personas a escoger comida más saludable.

Teoría del kétchup y la mostaza

Los mercadólogos frecuentemente combinan los colores rojo y amarillo en los logotipos y rótulos de restaurantes y tiendas. Esta técnica recibió el nombre de “la teoría del kétchup y la mostaza”. El rojo despierta el hambre y el amarillo la excita aún más. Por lo tanto, si tu objetivo es aumentar el apetito, entonces puedes utilizar vajillas de tales colores.

Rol de contrastes

En el apetito no solo influye el color de la vajilla, sino también el contraste entre ella y la comida.

Si el contraste es pequeño, las personas generalmente se sirven más. Esto ocurre porque debido a la similitud de colores, resulta complicado evaluar la cantidad real de comida en el plato.

¿Habías notado que comes mucho más de algunos platos en comparación con otros?

Ideas En 5 Minutos/Consejos/Cómo el color de la vajilla influye en el apetito
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos