Cómo secar flores: 5 formas

Las flores secas se pueden utilizar para muchos proyectos creativos, desde la elaboración de diversos productos y cosméticos hasta la decoración del hogar. Secarlas es divertido y muy fácil, por lo que incluso un principiante podrá conservar sus flores favoritas.

Ideas en 5 minutos quiere mostrarte 5 formas diferentes de convertir flores frescas en creaciones atemporales.

1. Seca las flores con gel de sílice

Necesitarás:

  • Flores frescas
  • Gel de sílice
  • Un recipiente de plástico hermético
  • Un pincel

Paso 1: Toma las flores, recorta sus tallos y quita las hojas. Seca un poco las flores.

Paso 2: Coloca gel de sílice en un recipiente de plástico. La capa de gel de sílice debe tener 4 centímetros de espesor. Coloca las flores en el gel de sílice, boca arriba. Vierte un poco más de gel de sílice en los pétalos.

Paso 3: Coloca la tapa del recipiente para sellarlo y déjalo en un lugar seco y fresco durante 2-4 días. Si las flores son muy gruesas, puedes dejarlas secar por más tiempo.

Paso 4: Usa un pincel para quitar el gel de sílice de los pétalos.

2. Seca las flores en el microondas

Necesitarás:

  • Flores frescas
  • Gel de sílice
  • Un recipiente apto para microondas
  • Un vaso de agua
  • Un pincel

Paso 1: Toma las flores, recorta sus tallos y quita sus hojas. Seca un poco las flores.

Paso 2: Coloca gel de sílice en el recipiente de plástico. La capa de gel de sílice debe tener 4 centímetros de espesor. Coloca las flores en el gel de sílice. Vierte un poco más de gel sobre los pétalos.

Paso 3: No cubras el recipiente con la tapa. Colócalo abierto en el microondas, con un vaso de agua al lado. Calienta el recipiente a potencia media durante 1 minuto. Repite hasta que las flores se hayan secado.

Paso 4: Deja que las flores se enfríen. Usa un pincel para quitar el gel de sílice de los pétalos.

3. Seca los pétalos con papel pergamino

Necesitarás:

  • Flores frescas
  • Papel pergamino

Paso 1: Separa algunos pétalos frescos de un capullo. Coloca estos pétalos en una hoja de papel pergamino.

Paso 2: Cubre los pétalos con otra hoja de papel pergamino. Toma este “sándwich de flores” y colócalo dentro de una capa más de papel pergamino doblado.

Paso 3: Coloca el “sándwich de flores” en un trozo de cartón grueso y ponle un libro pesado encima. Para evitar que se forme moho en los pétalos, cambia el papel pergamino exterior cada 2-3 días.

4. Seca un ramo al aire

Necesitarás:

  • Flores frescas
  • Cuerda
  • Un palo o una percha
  • Laca para el cabello

Paso 1: Retira algunas hojas de los tallos de las flores. Arma un ramo con las flores.

Paso 2: Ata los tallos con una cuerda. Ata el otro extremo de la cuerda a un palo (o una percha, madera, poste, gancho, etc.).

Paso 3: Encuentra un sitio oscuro con poca luz y cuelga el palo en algún lugar de manera que el ramo no se dañe. La luz directa desvanecerá los colores.

Paso 4: Deja que el ramo cuelgue así durante 3-4 semanas. Después de eso, rocía las flores con laca para el cabello sin perfume.

5. Seca las flores en un florero

Necesitarás:

  • Flores frescas
  • Un jarrón

Paso 1: Coloca algunas flores en un jarrón con agua. Déjalas allí hasta que el agua se evapore.

Paso 2: Una vez que el agua se haya evaporado, deja que las flores se sequen gradualmente por sí mismas.

Compartir este artículo