Ideas En 5 Minutos
Ideas En 5 Minutos

Qué hacer si te pierdes en el bosque

Incluso si tienes pensado ir al bosque por un par de horas y estás seguro de que te orientas bien en el terreno, siempre es útil estar listo para situaciones inesperadas.

Ideas en 5 minutos ha preparado un instructivo de 10 pasos que te ayudará a no perderte en el bosque y salir de él si te has perdido.

1. Prepárate para ir al bosque

La mejor herramienta para sobrevivir es preparase de antemano para una situación de emergencia. Aunque tengas planeado irte por unas horas, lleva contigo artículos de primera necesidad. De esta forma podrás pedir ayuda, estarás preparado para cualquier clima y no te quedarás sin comida y agua.

Lleva contigo una mochila suficientemente grande y guarda en ella:

  1. Teléfono completamente cargado.
  2. Aparato de navegación: navegador GPS, brújula y mapa del terreno.
  3. Silbato.
  4. Comida y agua suficiente.
  5. Manta.
  6. Impermeable.
  7. Fósforos en un recipiente impermeable o un encendedor.
  8. Cuchillo o instrumento universal con una superficie cortante.
  9. Botiquín de primeros auxilios.
  10. Papel higiénico.
  11. Lámpara.
  12. Pilas extra para la lámpara.
  13. Calcetines de repuesto por si se mojan los que llevas puestos.

Además, encargarte de la ropa que llevas puesta. Dale preferencia a las botas de montaña resistentes y ropa deportiva de materiales sintéticos, que previenen la pérdida de calor. Por último, no te olvides de advertirle a tus conocidos que vas a ir al bosque. Cuéntales a donde vas, cuándo regresarás y qué ruta tomarás. Esta información les ayudará a organizar tu búsqueda en caso de que te pierdas.

2. Conserva la calma

Si te has perdido, lo primero que debes de hacer es calmarte. Tómate 1-2 minutos para orientarte, antes de tomar cualquier decisión. Esto te ayudará a no cometer acciones impulsivas que puedan empeorar aún más tu situación.

Sin duda, es normal sentirse alterado y confuso cuando no puedes salir del bosque. Sin embargo, el pánico es un mal compañero que limitará significativamente tus capacidades para resolver problemas.

3. Quédate en el mismo lugar

Mientras piensas como salir de esta situación, quédate en el mismo lugar para no perderte aún más. Será más fácil para los rescatistas encontrarte en el bosque si te encuentras en el mismo punto y no te adentras en el bosque. Sin embargo, si cerca de ti hay un sendero, lo mejor es salir de él y quedarte ahí. Es más probable encontrar personas que te ayuden a salir.

Para estar más seguro, marca el lugar en donde te perdiste utilizando ramas, piedras o materiales especialmente preparados para esto, por ejemplo, ata una cinta roja alrededor del árbol más cercano. En tal caso, si tienes que alejarte durante un tiempo, podrás regresar a tu punto de partida.

4. Llama a los rescatistas

Recuerda llevar tu celular. Si te adentraste en lo profundo del bosque, es probable que no funcione debido a la falta de señal. Pero si te encuentras en una zona de cobertura de telefonía móvil, una llamada a los servicios de emergencia será una salida rápida de la situación. Solo queda esperar a que te encuentren.

5. Utilizas los mapas y el navegador GPS


Si no tienes señal y no puedes llamar a los servicios de rescate, utiliza el navegador GPS, brújula y mapa topográfico del terreno. Llévalos contigo en tu viaje y analízalos cuidadosamente antes de adentrarte en el bosque. Posiblemente, ante una situación crítica tengas que determinar tu ubicación con ayuda de la brújula y comprender hacia que dirección ir. En ese caso, podrás salir del bosque por tu propia cuenta.

Además, será útil instalar en tu teléfono una aplicación para guiarte por el bosque por el que planeas pasear. Por lo general, suelen combinar todo lo anterior: navegador GPS, brújula y mapa. Si la señal del navegador GPS no funciona, puedes orientarte con ayuda del mapa y encontrar la dirección correcta con la brújula.

Sin embargo, no vale la pena confiar solo en el teléfono: puedes quedarte sin batería, se puede descomponer o funcionar de forma incorrecta. Además de él, asegúrate de llevar contigo el navegador GPS, brújula o un mapa topográfico del terreno.

6. Crea un plan

Si los dispositivos no funcionan o no los tienes, intenta orientarte por tu propia cuenta y elaborar un plan de acciones.

Piensa en cómo has llegado hasta ese lugar, qué ruta has seguido y qué lugares o atracciones naturales has visto en el camino. Mira a tu alrededor si tienes algún punto de referencia que te ayude a comprender en dónde te encuentras. Por ejemplo, montañas o masas de agua. Escucha los sonidos: posiblemente escuches el tránsito de vehículos, murmullo del agua o alguna conversación.

Tomando en cuenta tus observaciones, piensa en varios posibles planes y sigue uno de ellos. Lo más importante es no moverte hasta que no sepas exactamente a dónde te diriges. Antes de esto no olvides marcar el lugar en donde te perdiste, si no lo has hecho antes.

Recuerda que es mejor quedarte en el mismo lugar si:

  • no estás seguro de tu ruta
  • se aproxima la puesta de sol
  • ya es de noche
  • estás herido o agotado

7. Encuentra un refugio

Si te das cuenta de que tendrás que pasar la noche en el bosque, comienza a buscar un refugio adecuado. Busca alguna estructura o edificio que puedas utilizar como refugio. Si no hay nada, intenta construir un refugio por tu propia cuenta.

Por ejemplo, busca una gran parte de un árbol caído y colócala sobre un tronco o sobre otro árbol. Después, coloca unos cuantos pedazos pequeños en forma de ángulo y cubre el refugio improvisado con hojas y ramas.

8. Enciende un fuego

El fuego es necesario para calentarse, hervir agua y preparar alimentos. Recolecta madera seca, ramitas, cortezas, hojas o cualquier papel que pueda ayudar a encender un fuego y mantener la fogata hasta la mañana.

Si no has llevado contigo fósforos o un encendedor, utiliza algún método para poder encender fuego. Para eso toma una tabla o un tronco, haz un orificio en forma de V en el borde y coloca en él un poco de hojas secas o cortezas. Después, haz un pequeño agujero al lado del orificio, toma un palito y colócalo adentro. El palo debe estar de forma paralela a la tabla o tronco. Al hacer presión sobre el palo, comienza a girarlo rápidamente para crear fricción. Haz eso hasta que la fricción cree una chispa o humo. Posteriormente, empuja con cuidado las brasas en el agujero al borde y abanícalas hasta que la corteza y hojas secas se enciendan.

9. Encuentra una fuente de comida y agua

Si te adentras en el bosque, no escatimes en reservas de comida y agua. Te ayudarán a sobrellevar cómodamente una situación extrema. Sin embargo, si no hay suministros o se han agotado, es importante encontrar una fuente de alimentos y agua.

Si puedes hacer un fuego y tienes un recipiente adecuado, busca en el terreno algún arroyo o río. Hierve el agua durante al menos 3 minutos, antes de tomarla. Si no puedes encender un fuego, recolecta el agua de lluvia o el rocío de las hojas.

Si te preocupa quedarte sin comida, busca bellotas, avellanas, cebolla de hoja y ajo en los alrededores. Pero si no estás seguro de que la comida se puede comer, entonces no la comas. Además, es mejor evitar el consumo de bayas u hongos ya que las variedades comestibles tienen muchos dobles venenosos.

10. Busca la forma de salir del bosque

Por la mañana, levántate lo antes posible para tener la posibilidad de encontrar la salida antes del atardecer. Nuevamente vuelve a pensar cómo has llegado hasta ese lugar, qué ruta seguiste y con qué lugares te encontraste en el camino. Mira a tu alrededor en busca de puntos de referencia y escucha los sonidos. Explora el terreno poco a poco e intenta encontrar la salida.

Asegúrate de marcar tu camino y regresa de forma periódica al punto de partida si no encuentras la salida. También verifica de forma constante si tienes señal en tu teléfono o navegador GPS. Posiblemente consigas utilizarlos o pedir ayuda. En tal caso quédate en el lugar y espera a los rescatistas.

Ideas En 5 Minutos/Consejos/Qué hacer si te pierdes en el bosque
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos