Cómo jugar a las damas (variaciones del juego y trucos para principiantes)

A primera vista, las damas parecen un juego de mesa bastante simple, especialmente si se compara con el clásico ajedrez. Sin embargo, en la práctica, ni siquiera un jugador experimentado logra siempre construir una estrategia ganadora y derrotar al enemigo. La buena memoria y el pensamiento lógico y espacial desarrollado son importantes en este juego. Y será mucho más fácil para los principiantes dominar las damas si se familiarizan con algunos trucos y técnicas.

Ideas en 5 minutos explicará cómo se acostumbra jugar a las damas en diferentes países, qué métodos aumentan las posibilidades de ganar y si es posible retroceder con una ficha común o no.

Las bases del juego

1. Tablero de damas

El tablero de damas se compone de 2 colores diferentes de celdas cuadradas una al lado de la otra. El tamaño del tablero y el número de celdas dependen del tipo de damas. Muy a menudo, las damas se juegan en un tablero de 64 celdas, como en el ajedrez. Pero para los juegos de damas internacionales se usa un tablero de 100 celdas y, a veces, el campo de juego puede ser completamente rectangular y constar de 80 celdas.

Las celdas en un tablero de 64 cuadrados forman 8 filas verticales y el mismo número de horizontales. Las filas verticales de izquierda a derecha se designan con letras del alfabeto latino de la A a la H. Las filas horizontales de abajo hacia arriba están marcadas con números del 1 al 8. Cada celda del juego también puede tener su propio número. Por ejemplo, en las damas internacionales, donde se usa un tablero de 10 × 10, las celdas están numeradas del 1 al 50. Así, cada celda tiene sus propias coordenadas: puede ser designada por una letra de una fila vertical y un número horizontal o un número específico. Gracias a esto se pueden grabar todos los movimientos del juego.

Las damas se mueven solo por las celdas negras. Es decir que en cualquier tablero solo se puede jugar sobre la mitad de las celdas. Las filas diagonales de celdas negras también tienen su propio nombre. Echa un vistazo a la imagen de arriba:

1. La diagonal principal se encuentra en 8 cuadrados de a1 a h8.

2. Un gemelo es un contorno rectangular ubicado perpendicularmente a la diagonal principal y que consta de 4 diagonales a7—b8—h2—g1—a7.

3. Una jamba consta de las diagonales a5—d8—h4—e1—a5.

4. Un triple trazo es un contorno rectangular que consta de las diagonales a3—f8—h6—c1—a3.

2. Fichas de juego (damas)

Las damas son piezas de juego de 2 colores diferentes que los jugadores mueven en el tablero de damas. El número de fichas al comienzo del juego depende del tamaño del tablero: para un tablero de 64 cuadrados necesitas 12 fichas de cada color, para un tablero de 100 cuadrados, 20 fichas de cada color.

Cada jugador juega con damas solo del color que obtuvo al comienzo del juego. Durante el juego, todas las fichas se mueven solo sobre las casillas negras, a menos que se estipule lo contrario en las reglas de una versión específica del juego. Solo se puede jugar sobre la mitad de las celdas del tablero.

3. Reglas básicas del juego

Hay diferentes tipos de damas. A continuación se muestran las reglas del juego que se siguen en las damas internacionales.

  • Antes del comienzo del juego, el tablero de damas se coloca con relación a uno mismo de modo que el cuadrado de la esquina de abajo y de la izquierda sea negro.
  • Antes del inicio del juego, todas las fichas se colocan en el tablero (10 × 10 celdas) como se muestra en la imagen de arriba.
  • El primero en mover es el que juega con las damas blancas. Luego, los movimientos se realizan alternativamente.
  • Al comienzo del juego, todas las fichas se consideran comunes. Por lo tanto, durante su turno, cada jugador mueve solo una ficha una casilla hacia adelante en diagonal.
  • Si una ficha común llega a la última fila horizontal opuesta del tablero, tiene más formas de moverse. Este cambio se llama conversión de una dama simple en una reina.
  • Las damas comunes avanzan solo hacia el siguiente cuadrado a lo largo de la diagonal, mientras que las reinas avanzan y retroceden cualquier número de cuadrados a lo largo de la diagonal.

Objetivo del juego: comer todas las fichas del oponente (sacarlas del tablero) o privarlas de la oportunidad de moverse (bloquearlas).

Echa un vistazo a la imagen de arriba. Muestra los posibles movimientos para 2 damas blancas. Cada una de ellas tiene un número limitado de movimientos porque las casillas en las que podrían pararse ya están ocupadas por damas negras. Por lo tanto, las piezas negras bloquean parcialmente los movimientos de las blancas y viceversa.

Puedes deshacerte de las damas del oponente “tomándolas” o “comiéndolas”.

Reglas para capturar las damas del oponente:

1. Si en frente de tu ficha hay una ficha del oponente y la siguiente casilla en diagonal después de la ficha del oponente está vacía, puedes comer esa ficha: debes saltar sobre ella, ocupando la casilla vacía detrás de la ficha eliminada y quitar la ficha del tablero.

2. Si la situación lo permite, puedes llevarte varias fichas de esta forma. Mira la imagen de arriba: una ficha negra salta sobre fichas blancas en un movimiento y las come todas al mismo tiempo. Después de este movimiento, estas damas blancas se eliminan del tablero.

3. En las damas internacionales, una dama común no puede retroceder, pero puede atacar. Un ejemplo de tal movimiento con la captura de las damas del oponente se muestra en la imagen de arriba.

4. Una reina tiene más oportunidades para tal ataque, ya que se puede mover cualquier número de casillas en diagonal. La imagen de arriba muestra uno de los posibles movimientos de una reina: cuando ataca, salta sobre varias celdas a la vez en diagonal y toma tantas fichas del oponente como sea posible.

5. Siempre que sea posible, un jugador debe comer la ficha del oponente.

6. Si, después de capturar varias fichas del oponente, una ficha o una reina regresa a la ficha ya comida, entonces el movimiento se detiene. Es decir, está prohibido tomar la misma ficha dos veces, pero se puede cruzar el mismo campo vacío 2 veces.

7. Si hay varias opciones para capturar una ficha, es necesario hacer la que resulte en la eliminación del número máximo de fichas del oponente, independientemente de que sean damas comunes o reinas. Al mismo tiempo, no importa si atacas con una ficha común o con una reina.

8. Si una ficha común alcanza el borde del tablero en el proceso de captura, pero dentro del marco de su movimiento aún puede atacar más siendo una ficha común, entonces puede continuar la captura con ese mismo movimiento y permanecer como una ficha simple. O puede convertirse en reina y detenerse. Pero obtiene el derecho a comer como reina recién a partir del siguiente movimiento.

4. ¿Partida ganada o empatada?

Un jugador ganó el juego en uno de los siguientes casos:

  • comió todas las damas del oponente;
  • bloqueó las fichas del oponente, como resultado de lo cual este no puede realizar el siguiente movimiento;
  • el oponente dijo que se rendía.

También hay muchas situaciones en las que se declara un empate. Por ejemplo, si durante 25 movimientos los jugadores solo movieron las reinas, sin usar fichas comunes para los movimientos o sin capturar las fichas del oponente.

Trucos y consejos

  • Parecería que el consejo más obvio y sencillo es conocer las reglas. En una variación particular del juego, las reglas pueden diferir ligeramente, lo que puede ser un problema. Por lo tanto, al principio, si no es una competencia profesional, es mejor discutir las reglas con tu oponente. Por ejemplo, de acuerdo con las reglas de las damas checas, una ficha común solo puede comer y avanzar hacia adelante, mientras que esta restricción no se aplica a la reina. Esta simple regla a menudo causa mucha controversia entre los jugadores.
  • En una situación en la que se te presenta más de una opción para capturar las fichas del oponente, elige aquella que te permita proteger a tu ficha (por ejemplo, al moverse a una celda en el borde o en la esquina del tablero), o que te abra más oportunidades de movimiento.
  • Trata de colocar tus fichas lo antes posible en el centro en forma de pirámide. Al comienzo del juego, es mejor esforzarse por ocupar con las damas el centro del campo, donde se abren más oportunidades de movimiento para cada una de ellas. De esta manera se forma un grupo de damas que se defienden entre sí.
  • Durante el juego, también debes monitorear cuidadosamente los movimientos del oponente, tratando de predecir su estrategia de ataque. De lo contrario, incluso las defensas fuertes serán destruidas. Por ejemplo, arriba se muestra una opción del juego en la que un movimiento inteligente del jugador que mueve las fichas negras lleva al hecho de que su ficha primero obliga a la dama blanca a tomarla, rompiendo así la defensa de las blancas. En el siguiente movimiento, el jugador toma 2 damas blancas a la vez con las damas negras, y luego tienes la oportunidad de convertir una ficha común en una reina y tomar la diagonal principal del tablero.
  • Al comienzo del juego, tienes fichas en la primera fila. Antes de ser puestas en juego, están protegidas del ataque del enemigo y al mismo tiempo no permiten convertir damas comunes en reinas. Por lo tanto, trata de moverlas lo más tarde posible.
  • Estudia las estrategias y métodos de defensa y ataques utilizados por jugadores experimentados, mira las grabaciones de los juegos de otras personas.
  • Juega a las damas en línea con oponentes más experimentados y registra sus movimientos para analizarlos más tarde y poder usarlos en futuras partidas.

Variaciones de damas

Hay muchas variaciones del juego de damas que se diferencian entre sí tanto en las reglas como en el tamaño del tablero, el número de damas y su posición inicial. Echemos un vistazo a algunas de ellas.

1. Damas de Vigman

Se utiliza un tablero de 64 cuadrados para el juego. Cada jugador coloca sus fichas de modo que ocupen las 3 primeras filas.

Al mismo tiempo, los oponentes juegan 2 juegos: uno tiene lugar en los cuadrados negros y el otro en los cuadrados blancos. Así que cada jugador hace 2 movimientos: primero con una ficha a lo largo de los cuadrados blancos y luego con la otra a lo largo de los cuadrados negros. Pero también son posibles otras opciones, por ejemplo, 2 movimientos con diferentes fichas en casillas del mismo color.

La regla de los movimientos dobles prevalece sobre la regla de captura obligatoria de las fichas del oponente. Si durante el primer movimiento el jugador ataca a la ficha del oponente, en el segundo es necesario tomar la ficha del oponente. Por lo tanto, hay que pensar en una estrategia compleja del juego y mantener un equilibrio para ganar ambos juegos al final de la partida.

2. Damas turcas

Para este juego se usa un tablero de 8 × 8 y los colores de las celdas no importan. Cada jugador coloca sus fichas en 2 filas, dejando la primera vacía.

Una ficha común hace un movimiento una casilla hacia adelante, izquierda o derecha, pero no en diagonal. La reina se mueve de la misma manera, pero puede avanzar cualquier número de celdas vacías. El resto de las reglas son similares a las de las damas internacionales, con raras excepciones: por ejemplo, está prohibido retroceder.

3. Damas en diagonal

Para el juego también se usa un tablero que consta de 64 celdas. Cada jugador recibe 12 fichas al comienzo del juego. Se colocan en las esquinas del tablero al comienzo del juego, ocupando solo las celdas negras o solo las celdas blancas. El resto de las reglas coinciden con las damas comunes, con raras excepciones: por ejemplo, una ficha común se convierte en reina si cruza el tablero y llega a una de las celdas de la esquina del oponente.

4. Damas canadienses

El juego utiliza un tablero de 12 × 12 y, en consecuencia, 30 fichas para cada jugador. El resto de las reglas del juego son similares a las de las damas internacionales.

Compartir este artículo