8 Señales que no se deben ignorar en una relación, ya que podrían llevar a la separación en un futuro

¿Sabías que si tú o tu pareja estuvieron casados anteriormente, la probabilidad de divorcio es un 90 % más alta que si fuera el primer matrimonio para ambos? Pero estas son razones que a veces no dependen de nosotros. Puedes leer nuestro artículo para saber lo que podría esperarle a tu matrimonio en el futuro.

Nosotros en Ideas en 5 minutos te recordamos que este artículo es exploratorio y, aunque coincidas con todos los puntos, no es una razón para pensar inmediatamente en el divorcio. Sin embargo, es recomendable reflexionar y analizar el comportamiento de tu pareja.

1. Problemas financieros constantes

Si tu familia está experimentando problemas financieros temporales, entonces no es una razón para preocuparte. En la vida, muchas cosas pueden salir mal, y lo principal aquí es cómo tú y tu pareja lidian con esta situación. Sin embargo, si tienen problemas de dinero constantemente, entonces es una razón para pensar, ya que los problemas financieros se convierten en una razón importante para el divorcio.

2. Mostrar su vida privada al público frecuentemente sin tomar en cuenta los deseos del otro

En estos tiempos modernos es difícil ignorar los avances tecnológicos. Todo tipo de redes sociales, aplicaciones de mensajería y juegos en línea pueden distraer de la relación si tu cónyuge no puede encontrar el equilibrio entre comunicarse contigo y el tiempo que pasa en el teléfono o la computadora.

Como muestra la práctica, algunas parejas incluso se divorcian debido a la adicción a Internet de sus parejas. Y si él o ella no lo considera un problema, y ​sufres de numerosas selfis, historias y otras publicaciones, tal vez debas considerar que quizá tu opinión no le importe mucho.

3. Tu cónyuge desprecia tus logros en el trabajo

Si tu pareja habla negativamente sobre tus méritos, podría significar que no recibirás apoyo de su parte. Una cosa es una crítica constructiva de forma que ayude y otra es cuando todos tus logros se menosprecian y ridiculizan.

Por ejemplo, algunas frases de crítica constructiva son: “¡Bien hecho, te mereces un ascenso! ¡Y creo que si mejoras tu inglés, puedes solicitar un puesto aún más alto!”. Pero frases como: “Bueno, no hablas un idioma extranjero. ¿Y todavía esperas algo más?”, es una respuesta negativa.

4. Sientes incomodidad en la presencia de tu pareja

Si constantemente sientes ansiedad, dolor de cabeza, dolor de espalda e incomodidad física y tensión cuando tu pareja está cerca, entonces estas son señales de que estás ansioso por su presencia.

Analiza cómo te sientes en soledad o en compañía de otras personas. Si te sientes tranquilo en cualquier situación, excepto en aquellos momentos en los que tu pareja está cerca, entonces puede ser que no quieras estar con él o ella. Si estos síntomas siempre te persiguen, quizás debas pensar en las causas.

5. Tu pareja no te escucha y te interrumpe

La comunicación armoniosa entre pareja es una parte importante de una relación sana. Los problemas de comunicación son uno de los factores más comunes que conducen al divorcio. Si te interrumpe, no te escucha hasta el final o no toma en cuenta tus deseos, entonces es una razón para reflexionar. “Todos sabemos que nuestra pareja puede decir algo mal, pero las correcciones constantes pueden molestar y humillar”, dice el experto en relaciones Stef Safran.

6. Tu pareja nunca hace concesiones

Existe una especie de correlación “mágica” de interacciones positivas y destructivas para parejas felices, en concreto, 5:1. Es decir, cada conflicto, tienen 5 interacciones positivas. Por ejemplo, por una pelea que tuvieron, hicieron 5 cosas agradables: fueron al cine, dieron un paseo, etc. Cuanto menor sea el primer número, peor será su relación. Y si su fórmula se acerca a 1:1, entonces es razón suficiente para reconsiderar su relación.

Las acciones importantes para una relación armoniosa son llegar a un acuerdo, discutir los problemas, pedir perdón. Si no las tienes, entonces no deberías desperdiciar tus nervios en ello.

7. Tu pareja te desprecia

El psicólogo John Gottman, reconocido por su trabajo sobre la estabilidad del matrimonio y el análisis de las relaciones a través de la observación científica directa, nombró los 4 factores que llevan al divorcio: crítica, desprecio, actitud defensiva y abstracción del problema. El desprecio es una característica de comportamiento grave que indica un divorcio inminente y después surgen todas las demás manifestaciones negativas. Presta atención si tu pareja te está hablando y tiene una sonrisa asimétrica en el rostro, entonces es una señal de que no te trata bien.

8. Sus seres queridos siempre te critican

Cuando los padres interfieren en la vida familiar de sus hijos, la destruyen, ya que pueden tratar con prejuicio y se basan en la opinión de su hijo. Las personas cercanas no comprenden que están violando los límites de la pareja. Si puedes hablar abiertamente con tus familiares y explicar qué acciones son aceptables para ti y cuáles no, entonces pueden surgir problemas con la familia de tu pareja, y más si les caes mal a los familiares y tu pareja no entiende cuál es el problema.

La situación puede agravarse si tus familiares o los de tu pareja se encuentran a punto de divorciarse, ya que, según las investigaciones, estas personas pueden afectar negativamente el ambiente familiar de las parejas a su alrededor.

Bono: las fotografías infantiles pueden indicar si la persona es propensa a divorciarse o no

Puede ser difícil de creer, pero según el resultado de pruebas psicológicas, los científicos han descubierto que los niños que fruncieron el ceño en las fotografías escolares se divorciaban con más frecuencia que los que salían sonriendo.

Compartir este artículo