Cómo aprender a escribir en el teclado sin ver

Este instructivo puede servirles a aquellas personas que tienen un teclado QWERTY. Se llama así porque esas son las primeras 6 letras en la primera fila. Casi todos los teclados modernos usan esta configuración.

Ideas en 5 minutos te contará cómo puedes aprender a escribir en este tipo de teclados sin ver.

Paso 1. Analiza el teclado

Si has decidido aprender a escribir en el teclado sin ver significa que ya tienes algún tipo de experiencia usando este dispositivo. En tal caso, debes de tener una idea de en dónde se encuentran ubicadas las letras y números que necesitas. Si no es así, entonces echa un vistazo al teclado una vez más.

Para comenzar, puedes recordar en dónde se encuentran ubicadas las letras más populares: A, E, I, O y U. Después podrás orientarte con ellas y encontrar otras.

Consejo: siempre coloca el dispositivo derecho frente a ti. La mitad del teclado se encuentra entre las letras P y R, y debe de estar frente al centro de tu cuerpo.

Paso 2. Recuerda las teclas de “inicio”

Debes recordar que las teclas de “inicio” son la base para escribir en un teclado sin ver. En total, son 8 letras: cada una de ellas se encuentra destinada para cada uno de los dedos, excluyendo los pulgares.

Para los dedos de la mano izquierda, las teclas de “inicio” son las siguientes:

  • Meñique: A.

  • Anular: S.

  • Medio: B.

  • Índice: F.

Para la mano derecha:

  • Meñique: L.

  • Anular: K.

  • Medio: J.

  • Índice: H.

Ambos pulgares son responsables de presionar la tecla de espacio.

Antes de empezar a escribir, tus dedos siempre deben de estar colocados en las teclas de “inicio”. Para que sea más fácil encontrarlas mientras escribes, en casi todos los teclados, sobre las letras F y J se encuentran unos pequeños bultos. Con su ayuda puedes orientarte y averiguar dónde está cada letra.

Paso 3. Extiende los dedos sobre el área de trabajo

Además de las teclas de “inicio”, cada dedo tiene una determinada zona de trabajo. Las teclas se encuentran distribuidas por colores de tal manera que sea más fácil alcanzar la letra, cifra o símbolo necesario.

Al teclear, las manos deben permanecer quietas. Solo las muñecas tienen que trabajar. Después de teclear, no olvides regresar los dedos a las teclas de “inicio”. Tú ya sabes cómo encontrarlas con ayuda de las letras F y J.

Paso 4. Practica

Para aprender a escribir sin ver el teclado no es necesario pensar en medidas radicales tales como pegar algo sobre las teclas o colocarles encima cualquier otra cosa que impida su visibilidad. Por el contrario, al principio debes acostumbrarte a colocar los dedos de tal manera que presionen solo la teclas en su zona de color.

Es decir, al teclear el texto, controla el trabajo de tus dedos sobre tales zonas y no te permitas teclear de una manera conveniente para ti. Sí, al principio será difícil, escribirás demasiado lento e incluso querrás dejar todo. Pero el progreso será notable después de unas cuantas sesiones.

Paso 5. Consolidación de los resultados

Empieza a escribir frases sencillas, por ejemplo, “Anita lava la tina”. Gradualmente comprenderás que voltearás a ver el teclado cada vez con menos frecuencia. Además, para la práctica debes utilizar una aplicación especial, la cual te ayudará a perfeccionar una nueva habilidad.

Y no te olvides de la regularidad. Un hábito puede perderse si nuevamente empiezas a teclear como antes, es decir, utilizando tus superpoderosos dedos índices. Solo necesitas un poco de paciencia y perseverancia.

Compartir este artículo