7 Diferentes salsas para disfrutar tus pastas

Las salsas boloñesa y pomodoro suelen ser las preferidas a la hora de cocinar pastas. Sin embargo, existe una gran variedad de otros aderezos que alegrarán tus platos con sus diversos ingredientes y llamativos colores.

Ideas en 5 minutos ha recopilado 7 recetas para que innoves en tus preparaciones y sorprendas a tus invitados.

1. Espinaca y almendras

Ingredientes:

  • 3 tazas de espinaca fresca

  • ½ taza de nueces

  • ⅔ de taza de almendras

  • 4 cdas. de queso parmesano rallado

  • 1 cda. de zumo de limón

  • 4 cdas. de aceite de oliva

  • Sal a gusto

Procedimiento:

  1. Lleva la espinaca, las nueces, las almendras, el queso y el zumo de limón a una licuadora o un procesador de alimentos.

  2. Una vez que el pesto tenga la consistencia deseada, agrega el aceite y la sal.

2. Tomate y albahaca

Ingredientes:

  • 2 tomates finamente picados y sin pepas

  • 1 diente de ajo

  • ⅔ de taza de almendras

  • 1 taza de albahaca fresca

  • 2 cdas. de queso parmesano rallado

  • 4 cdas. de aceite de oliva

  • Sal a gusto

Procedimiento:

  1. Muele las almendras, el ajo y la albahaca en un mortero o molcajete.

  2. Añade el aceite de oliva e incorpora los tomates picados.

  3. Agrega el queso parmesano y la cantidad de sal que desees.

3. Zanahoria y jamón serrano

Ingredientes:

  • 2 zanahorias grandes, peladas y picadas

  • ½ taza de almendras

  • 2 cdas. de queso parmesano rallado

  • 50 g de jamón serrano

  • 1 diente de ajo

  • 1 cda. de orégano

  • 4 cdas. de aceite de oliva

  • Pimienta a gusto

Procedimiento:

  1. Cuece las zanahorias en agua hirviendo durante unos 5 minutos.

  2. Llévalas a la licuadora junto con las almendras, el queso parmesano, el jamón serrano, el ajo y el orégano. Tritura hasta obtener la consistencia deseada.

  3. Agrega el aceite de oliva y la pimienta a gusto.

4. Remolacha y nueces

Ingredientes:

  • 2 tazas de remolacha cocida y picada

  • 1 diente de ajo

  • ⅔ de taza de nueces

  • 2 cdas. de salsa de tomate

  • 2 cdas. de queso parmesano rallado

  • 4 cdas. de aceite de oliva

  • ½ cdta. de sal

  • 1 pizca de pimienta negra (opcional)

Procedimiento:

  1. Lleva la remolacha a una licuadora o un procesador de alimentos y muélela un poco para hacer los trocitos más pequeños.

  2. Incorpora los demás ingredientes y tritura hasta obtener una pasta homogénea. Añade más aceite de oliva y pimienta si es necesario.

5. Pimientos rojos asados

Ingredientes:

  • 5 pimientos rojos, picados y sin semillas

  • ⅔ de taza de piñones crudos o nueces

  • 1 diente de ajo

  • ⅓ de taza de albahaca fresca

  • 3 cdas. de queso parmesano rallado

  • 4 cdas. de aceite de oliva

  • Sal a gusto

Procedimiento:

  1. Coloca los pimientos y el ajo en una bandeja de horno junto con un poco de aceite de oliva. Ásalos durante unos minutos.

  2. Lleva los pimientos y el ajo asados, las nueces, la albahaca y el queso a la licuadora o a un procesador de alimentos. Tritura hasta obtener una pasta homogénea.

  3. Vierte el aceite de oliva y sal a gusto.

6. Requesón y parmesano

Ingredientes:

  • 150 g de requesón escurrido

  • 6 cdas. de queso parmesano rallado

  • ½ taza de nueces picadas

  • ¼ de taza de leche

  • ¼ de taza de aceite de girasol

Procedimiento:

  1. Lleva el requesón, el queso parmesano, las nueces y la leche a la licuadora o al vaso de una batidora de mano. Tritura hasta obtener una pasta o una crema homogénea.

  2. Añade el aceite poco a poco hasta obtener la consistencia deseada.

7. Calabaza de Castilla

Ingredientes:

  • 4 tazas de calabaza de Castilla picada en trozos

  • 1 taza de cebolla picada

  • 2 dientes de ajo picados

  • 2 tazas de caldo de pollo o verduras

  • ¼ de taza de queso parmesano

  • ¼ de taza de leche entera

  • 1 hoja de laurel

  • 2 cdas. de aceite de oliva

  • ⅛ de cdta. de nuez moscada

  • Sal y pimienta a gusto

Procedimiento:

1. Vierte el aceite de oliva en una sartén y saltea la cebolla.

2. Agrega la calabaza y el ajo y cocina a fuego medio-bajo. Luego, añade el caldo de pollo, el laurel, la nuez moscada, sal y pimienta a gusto.

3. Una vez que la calabaza se comience a ablandar, retira la hoja de laurel y con un mezclador o un tenedor revuelve y aplasta hasta obtener una consistencia cremosa. Añade el queso y la leche y cocina unos 3 minutos más.

Compartir este artículo