Cómo hacer granola fácilmente

La granola es una combinación de frutos secos y deshidratados, avena y semillas que se suele consumir en el desayuno con leche o yogur, o durante el día como refrigerio. Es un alimento muy completo y nutritivo debido a su contenido de fibra y de grasas saludables.

Ideas en 5 minutos te trae una receta fácil para que la prepares tú mismo.

Ingredientes

Para preparar de 8 a 10 porciones necesitarás:

  • 1 ½ tazas de avena integral o tradicional

  • ½ taza de nueces o maní sin sal

  • ½ taza de semillas de calabaza o girasol

  • ½ taza de almendras

  • ½ taza de arándanos deshidratados

  • 1 cucharada de esencia de vainilla

  • 2 cucharadas de aceite de coco, oliva o almendras

  • 4 cucharadas de miel

Paso 1

  • Vierte la avena, las almendras, las nueces y las semillas en un recipiente y añade el aceite de coco u oliva.

  • Revuelve bien con una cuchara y luego integra la miel y la esencia de vainilla. Masajea con las manos hasta impregnar bien todos los ingredientes.

Paso 2

  • Lleva la mezcla a una bandeja de horno, sobre una hoja de papel para hornear. Esparce hasta cubrir la bandeja por completo para lograr una cocción uniforme.

Paso 3

  • Ubica la bandeja en la parte media del horno y dora la mezcla de 25 a 30 minutos, entre 180 ºC y 200 ºC. Revuelve un par de veces durante el proceso.

  • La temperatura y el tiempo pueden depender del tipo de horno que utilices. Te recomendamos revisar constantemente la mezcla para evitar que se queme.

Paso 4

  • Deja enfriar la mezcla y llévala a un envase hermético o de vidrio con tapa.

  • Añade los arándanos u otras frutas deshidratadas a tu gusto.

  • Conserva tu granola en un lugar fresco y seco. Consume dentro de los próximos 7 a 10 días.

Compartir este artículo