Ideas En 5 Minutos
Ideas En 5 Minutos

Qué tipos de masa existen y para qué sirven

Del tipo de masa, dependen directamente la apariencia, el sabor, la esponjosidad y otras características de los productos horneados.

En Ideas en 5 minutos te invitamos a descubrir qué tipos de masa existen y para qué se utilizan.

Tradicionalmente, los tipos de masa se pueden dividir en dos grandes grupos: masas con levadura y masas sin levadura.

Masas con levadura

Las masas con levadura son masas esponjosas que pueden subir y aumentar de volumen mediante la fermentación y la adición de agentes leudantes. La fermentación tiene lugar mediante el uso de levadura y suele llevar algún tiempo. Las comidas resultantes son deliciosas, muy suaves y esponjosas.

La masa de levadura se puede hacer de dos formas: con masa madre o sin ella.

  • Al hacerla sin masa madre, se mezclan todos los ingredientes al mismo tiempo y se amasan hasta conseguir una consistencia suave. A continuación, se deja que la masa suba durante un tiempo.
  • La otra forma consiste en preparar primero una masa madre, que vendría a ser una mezcla de harina, agua y levadura, que se deja reposar hasta que haya levado considerablemente. Después, a la masa se le añade azúcar, sal, aceite y algo más de harina. Este método le da a la masa una textura más suelta y esponjosa.

Las masas con levadura son perfectas para hornear pan, panecillos, bases para pizza, rosquillas, pretzels y más.

Masas sin levadura

Las masa sin levadura son aquellas que no suben durante el proceso de horneado, sino que permanecen bastante planas y delgadas. A menudo contienen más grasa y, a veces, más azúcar.

  • La masa básica es la que generalmente se amasa con harina, huevos, mantequilla y sal. Adecuada para hacer fideos, ravioles, pan de pita, empanadas, etc.
  • La masa quebrada es una masa hecha con harina, aceite, sal y agua. Difiere en su alta plasticidad y su textura quebradiza. Se utiliza como base para pasteles, pastelillos dulces y salados, así como para otros productos.
  • La masa choux se elabora con harina, agua, mantequilla y huevos. Tiene una textura espesa y pegajosa, y después del horneado se desprende ligeramente, formando una capa exterior crujiente y un centro hueco. La masa choux se utiliza como base para bocaditos de nata y profiteroles.
  • El hojaldre es una masa hecha con harina, sal y mucha mantequilla. Gracias al método de preparación, durante el cual la masa se somete a numerosos pliegues, obtiene una estructura en hojuelas. Durante el horneado, el agua se evapora, la mantequilla se derrite y la masa adquiere una textura crujiente y mantecosa. El hojaldre se usa como base para pasteles (como el “mil hojas”), postres y otros productos horneados.

❗ También se puede hacer hojaldre con levadura. Por ejemplo, una masa así se utiliza para hornear cruasanes.

  • La masa de bizcocho es la que se hace con huevos, harina y azúcar, y a veces con polvo para hornear. La masa no contiene grasa como tal. Al prepararla, las claras de huevo se baten hasta formar una espuma, por lo que la masa aumenta de volumen y se eleva después de calentarla. El producto terminado tiene una textura ligera y aireada. El bizcocho se utiliza a menudo como base para postres: pasteles, rollos dulces y otros productos de repostería.
Ideas En 5 Minutos/Recetas/Qué tipos de masa existen y para qué sirven
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos