Cómo limpiar plata

Hay abrillantadores especiales para limpiar la plata que puedes comprar en determinadas tiendas. Son adecuados para piezas de alta calidad, ya que eliminan la posibilidad de daños. Si las joyas son especialmente caras, haz que las limpie un profesional. Pero para artículos más simples pueden utilizarse diferentes técnicas caseras.

Ideas en 5 minutos encontró 6 formas de eliminar tanto manchas simples como difíciles de la plata.

Qué vale la pena recordar

  • La plata es un metal blando y bastante dúctil. Los materiales abrasivos duros no son adecuados para su limpieza. Ten cuidado.

  • Si quieres dar brillo, usa jugo de limón.

  • Puedes pulir un artículo de plata con una franela, gamuza o lana.

  • Si necesitas limpiar áreas difíciles de alcanzar, usa un hisopo de algodón o un cepillo de dientes suave.

Método n.º 1: cepillado con pasta de dientes

Qué necesitarás:

  • Pasta dental.

  • Cepillo de dientes. Si la plata es demasiado blanda, es mejor utilizar un paño.

Cómo hacer la limpieza:

  1. Humedece el cepillo de dientes con agua tibia y aplícale la pasta encima.

  2. Pásalo suavemente sobre toda la superficie del objeto.

  3. Enjuaga la pasta con agua corriente.

Método n.º 2: remojo con papel de aluminio y sal

Qué necesitarás:

  • Un trozo de papel de aluminio, cuyo tamaño alcance para envolver el objeto.

  • 2 cucharadas de sal.

  • 1 vaso de agua.

Cómo hacer la limpieza:

  1. Mezcla el agua con la sal.

2. Envuelve la plata en el papel de aluminio y colócala en el vaso. Deja reposar toda la noche.

3. Saca la plata y retira el papel de aluminio. Enjuaga el objeto con agua.

Método n.º 3: hervir con papel de aluminio y bicarbonato de sodio

Qué necesitarás:

  • 1 cucharada de bicarbonato de sodio.

  • Papel de aluminio.

  • Agua.

  • Olla.

  • Hilo.

Cómo hacer la limpieza:

  1. Vierte agua en una cacerola y ponla al fuego.

  2. Cuando el agua hierva, arruga el papel de aluminio y tíralo a la olla.

  3. Agrega bicarbonato de sodio y mezcla bien.

4. Ata un hilo al objeto de plata y sumérgelo en el agua hirviendo. Espera un par de minutos.

5. Saca la plata. Si no está lo suficientemente limpia, repite el paso anterior. Luego enjuaga el objeto con agua corriente.

Método n.º 4: remojo en leche agria

Qué necesitarás:

  • Un plato hondo.

  • Leche agria.

  • Un paño suave.

Cómo hacer la limpieza:

  1. Vierte la leche en un recipiente lo suficientemente hondo como para que puedas sumergir todo el objeto de plata en él.

2. Sumerge la plata en la leche y déjala en remojo durante 15 minutos.

3. Retira la plata del recipiente y límpiala con un paño suave, quitando la leche de la superficie.

Método n.º 5: limpieza con yemas de huevo

Qué necesitarás:

  • 3 yemas.

  • Un plato.

  • Una cuchara.

  • Paño suave.

Cómo hacer la limpieza:

  1. Hierve 3 huevos, separa las yemas, colócalas en un plato y aplástalas bien con una cuchara.

2. Coloca la plata en las yemas aplastadas. Deja reposar de 6 a 8 horas.

3. Retira la plata y límpiala con un paño, quitando los restos.

Método n.º 6: remojo en agua con gas

Qué necesitarás:

  • Un vaso.

  • Agua con gas.

Cómo hacer la limpieza:

  1. Vierte en el vaso suficiente agua con gas como para cubrir por completo el objeto de plata.

2. Pon la plata en el vaso y déjala reposar durante unos 10 minutos.

3. Saca la plata. Si la suciedad no se ha eliminado por completo, déjala en el agua durante un tiempo más.

Compartir este artículo