Ideas En 5 Minutos
Ideas En 5 Minutos

Cómo aplicar la sombra de ojos correctamente

El maquillaje es una forma hermosa y asequible de expresarnos. Pero ¿cómo podemos hacer que enfatice los puntos fuertes de nuestra apariencia?

En Ideas en 5 minutos, hemos elaborado una hoja de trucos sobre cómo aplicar la sombra de ojos correctamente.

Elegir las brochas de maquillaje

El resultado será mucho más prolijo y profesional si usas los pinceles adecuados. Para conseguir el mejor efecto, se recomienda tener al menos dos brochas a mano: una es necesaria para aplicar sombras y la otra para difuminarlas. Si quieres saber cómo elegir las brochas de maquillaje adecuadas, puedes aprenderlo aquí.

Prebase o concealer

En primer lugar, aplica en los párpados una prebase de maquillaje o un concealer. Esto ayudará a que el maquillaje dure más tiempo y evitará que la sombra de ojos se corra durante el día debido al calor, la humedad, el sebo o la fricción. La prebase también ayudará a disimular los capilares y otras irregularidades de color. Con un ligero masaje, aplica una pequeña cantidad en todo el párpado, así como en el arco de la ceja y en la esquina interna del ojo.

Elegir la sombra

La aplicación de sombras es similar al contorno de la cara, solo que se realiza en los ojos. Independientemente del color de sombra de ojos que vayas a aplicar, necesitarás tres tonos básicos: uno claro o radiante, uno oscuro y uno intermedio (este último debe ser lo más parecido posible a tu propio tono de piel). Más adelante veremos qué justifica esta elección.

Cómo aplicar la sombra de ojos

Para aplicar la sombra correctamente, hay que destacar varias partes importantes del ojo. Se trata del párpado móvil, el pliegue (o cuenca), el arco de la ceja, las esquinas externa e interna del ojo y el párpado inferior.

  • Paso 1. El tono intermedio servirá de base para el resto de las sombras. Debe aplicarse en el pliegue del ojo y en el párpado superior. O bien, puedes optar por el primero para conseguir un maquillaje más natural.
  • Paso 2. Las sombras oscuras dan forma y profundidad a los ojos. Hacen que la imagen se vea llamativa y dramática. Se aplican en la cuenca (el pliegue), en la esquina externa del ojo y en la parte externa del párpado, difuminando bien. El mismo tono se puede usar en la línea inferior de pestañas. Es importante no hacer más oscura la parte interior del párpado: esto puede “cerrar” visualmente el ojo haciéndolo parecer más pequeño.
  • Paso 3. Una vez aplicado el color principal, toma una brocha limpia para el tono más claro. Debe extenderse desde la esquina interna del ojo hasta el centro del párpado. También se puede aplicar justo debajo de las cejas: este acento aportará volumen a los ojos y los elevará visualmente. Asegúrate de difuminar bien todas las transiciones de un tono a otro para que no queden “puntos” antiestéticos en ninguna parte. Es mejor difuminar las sombras con pequeños movimientos circulares.

El último retoque

Para potenciar el efecto, puedes añadir un poco de sombra radiante o con brillo en la esquina interna del ojo. Esto hará que la mirada resulte más vibrante. Termina con tu rímel favorito.

Ideas En 5 Minutos/Belleza/Cómo aplicar la sombra de ojos correctamente
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos