Cómo usar correctamente tu lavadora

A medida que pasa el tiempo, tu lavadora puede comenzar a mostrar signos de que necesita reparaciones. O la lavadora está envejeciendo o se ha usado inadecuadamente. Por lo tanto, para que tu electrodoméstico funcione de manera eficiente durante años, Ideas en 5 minutos quiere mostrarte algunas formas de utilizarlo correctamente.

1. Utiliza el detergente adecuado

Utiliza un detergente fabricado para lavadoras HE (alta eficiencia). Los detergentes comunes pueden ser dañinos para la lavadora, ya que crean una espuma que alargará el ciclo de lavado y afectará también el rendimiento de la máquina.

  • Puedes usar detergente HE en una lavadora común y en una lavadora HE, pero no se recomienda usar detergente común en una lavadora HE. Los detergentes comunes son adecuados solo para lavadoras que no son HE.

2. Coloca el detergente en el lugar correcto

Se recomienda seguir las instrucciones escritas en el empaque al usar el detergente.

  • Si estás usando detergente líquido, puedes verterlo en la gaveta o colocar la taza medidora o una bola dosificadora (llena con el detergente) dentro del tambor después de colocar la ropa.
  • Si estás usando detergente en polvo, usa la cuchara del paquete y agrega el detergente en la gaveta para el detergente.
  • Si estás usando pastillas de lavado, simplemente colócalas en la gaveta del detergente o en el tambor antes de agregar la ropa.
  • Si usas cápsulas para lavadora, simplemente coloca una en la parte posterior del tambor antes de poner la ropa y listo.

3. No sobrecargues el tambor de lavado

Si usas una lavadora de carga superior, se recomienda que dejes al menos 15 centímetros desde la ropa hasta la parte superior de la máquina. Si tienes una lavadora de carga frontal, deja al menos los mismos 15 centímetros en la parte superior. Si tienes mucha ropa para lavar, lávala por partes o considera invertir en una lavadora de carga frontal, porque tiene una mayor capacidad de carga.

4. Ajusta la configuración del ciclo

Toma en serio las etiquetas de tu ropa y selecciona los ciclos de la lavadora según lo que indican. Además de mantener tu ropa en las mejores condiciones, también ayuda a que la lavadora funcione con la mayor eficiencia energética posible.

5. Saca la ropa de la lavadora tan pronto como termine el programa

Cuando dejas la ropa húmeda en el tambor durante demasiado tiempo, se promueve el crecimiento de moho y mal olor en el tambor y en la ropa. Si no puedes sacarla de inmediato, haz todo lo posible para retirarla dentro de las 2 horas siguientes.

Algunos consejos de mantenimiento:

1. Mantén la puerta entreabierta después de cada lavado

Hacer esto permitirá que salga el aire y mantendrá a raya el moho y los hongos; por lo tanto, evitará todo tipo de malos olores dentro de la máquina. Si estás utilizando una lavadora de carga frontal, puedes instalar un soporte para la puerta para mantenerla entreabierta.

2. Limpia la lavadora a fondo

Además de limpiar la lavadora desde el exterior, también se recomienda limpiar el filtro de la bomba cada 2 meses, el pequeño filtro de entrada de agua cada 6 meses y la junta de goma de la puerta.

  • Todos los meses, haz funcionar la lavadora vacía con agua caliente y vinagre blanco. Luego agrega media taza de detergente a la mitad del ciclo. Deja que se complete todo el ciclo de lavado.
Compartir este artículo