Cómo aprender a ahorrar dinero sin negarse nada

A la hora de ahorrar dinero, la circunstancia más desagradable es que hay que renunciar a los placeres habituales.

En Ideas en 5 minutos encontramos formas de ahorrar dinero sin sufrir las consecuencias.

Cálculo exacto de gastos

Comprender a dónde va el dinero es un paso importante hacia el ahorro inteligente.

La forma más sencilla es crear un cuaderno independiente para el recuento de gastos diarios o descargar una aplicación especializada. Es importante convertir el cálculo de los gastos en un hábito. Al final del mes, se puede correlacionar los ingresos con los gastos. Esto ayudará a obtener una imagen más objetiva de la situación financiera actual.

Planificación de gastos mensuales

Planificar el presupuesto mensual puede ayudar a gastar de manera más inteligente.

Vale la pena calcular aproximadamente cuáles son los gastos de transporte, alimentos, servicios públicos y otros costos fijos. Es necesario destinar un monto calculado con anticipación para este tipo de gastos. El siguiente método es especialmente eficaz: usa sobres separados para cada tipo de gasto e intenta que te alcance la cantidad que pones en cada uno cada mes.

Compras en línea

Las compras en línea suelen ser mucho más convenientes de lo habitual. En una tienda en Internet, el precio de un producto no incluye el alquiler del local, los gastos de luz y los salarios de los cajeros. Además, los sitios en línea a menudo ofrecen descuentos en sus productos. Estas tiendas funcionan sin feriados ni fines de semana y nos ahorran mucho tiempo.

Por eso vale la pena considerar qué compras podrías realizar sin salir de casa.

Cupones y descuentos

Las cadenas minoristas modernas a menudo ofrecen condiciones favorables para la compra de bienes en forma de cupones, descuentos y sistemas de ahorro. Los clubes deportivos, estudios de baile y otras instituciones similares a menudo brindan la oportunidad de comprar una suscripción, con la que se puede ahorrar dinero.

A primera vista, las cantidades ahorradas de esta manera pueden parecer insignificantes, pero la práctica muestra que si se utilizan regularmente las ofertas disponibles, en conjunto será posible ahorrar una cantidad significativa de dinero.

Lista de compras

No hay que subestimar la importancia de la lista de compras.

Haz una lista antes de cada viaje de compras. El principal enemigo de la billetera son las compras impulsivas, por lo que cuando te encuentres frente al mostrador, sigue tu plan previsto. Si te parece que el presupuesto no se verá afectado por la compra de un chicle en la caja, imagina cuánto dinero gastarías si compraras cosas pequeñas así en cada tienda.

Pagos en efectivo

Pagar en efectivo es mucho más rentable que hacerlo con tarjeta, ya que en este caso es más fácil mantenerse en los límites del presupuesto.

La facilidad de usar una tarjeta bancaria aumenta el riesgo de compras impulsivas. Cuando usamos efectivo, literalmente lo vemos salir de nuestra billetera. Y en este caso, consideramos el proceso de compra de una forma más consciente.

Compartir este artículo