Ideas En 5 Minutos
NuevoPopular
Aprende
Crea
Mejora
Ideas En 5 Minutos

Cómo hacer jabón con restos de jabones

A veces nos da lástima tirar los restos de jabón y los colocamos en un recipiente por separado. Nuestras abuelas usaban estos restos de jabón en lugar de tiza de sastre. Pero ahora existe un nuevo método para regalarles una segunda vida a estos pedazos y nuevamente hacer con ellos una barra de jabón.

Ideas en 5 minutos te ofrece un simple instructivo para que puedas preparar jabón líquido y sólido con los restos de otros jabones acumulados.

Cómo hacer un jabón líquido con restos de otros jabones

Para preparar jabón líquido necesitarás:

  • restos de otros jabones o un jabón viejo;
  • rallador fino;
  • embudo;
  • agua caliente;
  • botella con dispensador.

1. Ralla los restos de jabón con ayuda del rallador y colócalo en una botella a través del embudo.

2. Llena la botella de tal manera que el jabón rallado ocupe un poco más de 1/3 parte del recipiente.

3. Vierte agua caliente al jabón rallado dejando un poco de espacio. Ciérralo densamente con la tapa y agita cuidadosamente.

4. Repite este procedimiento de 4 a 5 veces durante el día para que el jabón rallado se disuelva por completo.

Cómo hacer un jabón sólido con restos de otros jabones

Para preparar jabón sólido necesitarás:

  • restos de otros jabones o un jabón viejo del mismo color;
  • una pequeña cazuela o un recipiente de vidrio;
  • una cazuela amplia para baño María;
  • rallador fino;
  • espátula o palita para mezclar;
  • leche (en relación con el jabón 1:1);
  • 3 cucharadas de aceite de oliva;
  • molde para la condensación del jabón (se puede usar cualquier recipiente pequeño).

1. Ralla los restos de jabón con ayuda del rallador. Si están muy secos, entonces la consistencia preparada será parecida a la harina; de lo contrario, tendrán forma de virutas. Entre más fina sea la masa obtenida, más rápido se disolverá.

2. Vierte leche al jabón rallado, mezcla cuidadosamente y deja reposar por 3 horas.

3. Después de 3 horas, agrega a la mezcla dos cucharadas de aceite de oliva y, opcionalmente, unas cuantas gotas de gel aromatizado para ducha. Esto le dará a tu jabón un olor agradable.

4. Llena la cazuela amplia con agua y déjala hervir. Después coloca en ella el recipiente con el jabón mezclado con leche. Deja los restos de jabón a baño María durante 20 a 30 minutos, mezcla frecuentemente con ayuda de la palita y agrega un poco de agua caliente. Cuida que el contenido no hierva, sino que se derrita gradualmente a una temperatura de 70 a 80 °С. Si lo deseas, al final puedes agregar ingredientes adicionales, por ejemplo, ralladura de cáscara de limón.

5. Lubrica el fondo del molde con aceite de oliva. Esto facilitará la extracción del jabón preparado. Cuando las virutas de jabón se hayan derretido por completo, quita el recipiente del baño María y vierte la mezcla elaborada en un molde.

6. Deja que el jabón se endurezca en un lugar oscuro y frío de 1 a 2 días y después sácalo del molde.

Compartir este artículo